7 trucos para convivir con una pareja que siempre cree que tiene la razón

Si tu pareja es muy controladora puede ser agotador convivir con ella. Pero hay algunas formas de aliviar la tensión de las discusiones para que no se conviertan en un infierno

Llegas a casa y tu pareja ha hecho algo mal. Sabes que no tiene razón, pero es muy, muy cabezón/a. Las discusiones siempre van igual: uno de los dos la lía, pero él (o ella) siempre tiene razón. Tú sabes que cuando te equivocas lo reconoces —¡recuerdas más de una vez que le has pedido perdón por haberla liado!—, pero la otra persona no. Siempre está lo cierto. Siempre cree que tiene la razón.  En este sentido, el terapeuta de parejas Stephen J Betchen asegura en un artículo de Psychology Today que querer siempre tener la razón suele llevar a muchísimas parejas a la ruptura y que saber llevar esta situación es primordial si queréis durar. Si quieres a tu pareja pero esta cabezonería suya se pone en vuestro camino, el psicólogo te da 7 consejos para sobrellevarlo sin perder la dignidad. 

1. Sé empátic@

 Si tu pareja siempre quiere tener la razón es porque probablemente es una persona de tendencias controladoras. Muchas veces, lo que sucede cuando alguien intenta controlar, es que la parte controlada "se rebela" y se pone impetuosa y actúa de forma pasivo-agresiva. Muchísimas veces, como está harta de que el otro quiera tener razón, nunca se la da, aunque la tenga. Al final, ambos se enrocan porque ninguno de los dos quiere ceder nunca, ni un ápice. 

Resultado de imagen de choose your battles gif

Según el terapeuta de pareja, es poco efectivo resistirse a la parte controladora porque siente que está perdiendo su figura de autoridad y todo se descontrola. Por eso, lo mejor para afrontar la discusión es, en cambio de rebelarse a su control y tozudez, hacerlo desde la negociación y la empatía. Hablar en términos como "entiendo lo que dices", "tienes razón pero...", etc. 

2. Presenta pruebas

Si realmente sabes que tienes razón, presenta pruebas que lo apoyen. "Si discutís por temas financieros, enseña las cuentas que apoyen tu versión. Enseñar pruebas reducirá la ansiedad que una persona controladora sufre cuando tiene que ceder en su forma de ver las cosas", argumenta. 

Imagen relacionada

3. Escúdate en tu credibilidad 

Si en el pasado demostraste que tenías razón en un asunto parecido por el que estáis discutiendo ahora, recuérdaselo a tu pareja. Utiliza experiencias pasadas para hacerle ver que si tuviste razón antes, probablemente esta vez también.

4. Controla tus emociones

"Cuando más emocional o enfadado te pongas discutiendo, más irracional te verá el controlador", advierte el terapeuta. Si quieres hacer entrar en razón a tu pareja, ofrece tus argumentos de forma calmada y racional. No te dejes vencer por las emociones o se sentirá reforzado en sus argumentos y no se tomará en serio tus justificaciones. Sobre todo, calma y tranquilidad, no vayas a decir cosas de las que luego te arrepientas.

We Heart It

5. Sé objetiv@

 "Admite que hay algunas áreas que a tu pareja se le dan mejor que a ti. En esas áreas deberíamos ser capaces de ceder el control", recomienda el terapeuta.

6. Escoge tus batallas

A veces debes dejar vencer a los demás. No te quedes luchando eternamente solo para demostrar que eres capaz de resistir o porque no soportes que él quiera tener la razón aunque no la tenga. Si esa batalla no tiene importancia, déjale que tenga razón. Qué más dará, no te pongas a su nivel. Solo esfuérzate en hacerle ver que se equivoca con las batallas importantes. Dale alguna satisfacción cediendo alguna vez.

7. Profundiza en la psicología de tu pareja

Si tu pareja es muy controladora y siempre debe tener la razón, tiene que haber una explicación para este comportamiento. Por ejemplo, pueden haber sido marginados toda su vida, criados por unos padres negligentes que no tenían ningún tipo de control, no haberse sentido nunca escuchados o haber sido intelectualmente infravalorados. Por eso, conociendo más a tu pareja y entendiendo de dónde viene esta actitud podremos empatizar más con él/ella y, además, tu pareja será más capaz de darse cuenta cuándo está, otra vez, siendo un cabezón enrocado en tener la razón y no está dándose cuenta que le toca ceder un poco. 

Imagen relacionada

Al final, si todo falla y la relación se vuelve tóxica, deberías ser capaz de verlo y darte cuenta cuándo toca romper por lo sano. Está bien luchar por vuestro amor, pero tampoco no deberías estar en una relación que te consuma por dentro y te agote.