Los 10 mejores desayunos de hotel en España para empezar el día con un banquete

Pasteles hechos al día, frutas del huerto o embutidos ibéricos... cada uno tiene su especialidad, pero vale la pena probarlos todos

Tostaditas con aceite. Una fiambrera con jamón, salchichón, queso y chorizo. Un bol con fruta y un par de yogures. Un par de cajas de cereales, una jarra de zumo y una cafetera recién hecha. Unos cruasanes y unos donuts. O todo junto. Si se te está haciendo la boca agua, no es para menos. El desayuno es esa comida que te llena de energía para todo el día, te da ánimos y, si es buena, pronostica una jornada todavía mejor. No en vano lo decía tu abuela: "El desayuno es la comida más importante del día". Y como a las abuelas siempre hay que hacerles caso, te proponemos una variada selección de diez hoteles en España donde disfrutarlo a lo grande, con opciones de dieta vegetariana, precios que van desde el lujo hasta lo más asequible y un amplio rango geográfico que incluye prácticamente todos los puntos cardinales del país. 

1. Majestic Hotel and Spa (Barcelona)

Cierra los ojos e imagínate un buffet descomunal que mezcla lo mejor de la cocina catalana e internacional. Bandejas y estanterías con postres, repostería, embutidos y bebidas amontadas como las riquezas de la cueva de las maravillas de Aladdín. Un paraíso hecho desayuno. Pues así es el menú matutino del Majestic, que acaba de ganar el premio a Mejor Desayuno de Hotel de toda Europa. Detrás del Majestic Breakfast Experience —el nombre de este buffet— está Nandu Jubany, un chef catalán que tiene una estrella Michelín, y que asesora al equipo de cocineros del hotel. Si el desayuno no te parece suficiente excusa para ir, el hecho de que sea en el histórico edificio de uno de los hoteles más emblemáticos de debería acabar de convencerte. Es un lugar muy simbólico para la ciudad condal, el primer hotel de lujo de Barcelona. Justo ahora cumple un siglo, durante el cual ha hospedado a autores como Ernest Hemingway o Antonio Machado.

2. Meliá Hotels International (Ibiza)

Booking.

Al igual que el Majestic, este hotel balear ganó el premio a mejor desayuno, pero en 2016. Situado en la población ibicenca de Santa Eulalia, lo excepcional de este desayuno no es solo la calidad de su comida sino su terraza, según los críticos, que destacan las vistas envidiables al mar. Es "una terraza entre el cielo y la tierra", como la define la autora de viajes y estilo de vida Sara Henrichs

3. Hotel María Cristina (San Sebastián)

Este emblemático hotel se inauguró en 1912 y, desde entonces, ha marcado la historia de Donosti. Es el lugar donde se hospedan los invitados del Festival Internacional de Cine de San Sebastián y en sus habitaciones han dormido celebridades como Coco Chanel, Audrey Hepburn o Mick Jagger. Además de paredes cargadas de historia ofrece uno de los mejores desayunos de España, al estilo buffet, que mezcla sabores dulces —con repostería artesanal hecha al día— y una selección de salados —entre ellos, embutidos y quesos ibéricos gourmet—. 

4. Hospes Maricel (Palma de Mallorca)

Pinterest

Este desayuno no es solo un desayuno, es una experiencia. Lo avisan con antelación: dura, mínimo, dos horas. La comida, moderna y experimental, se aleja del típico buffet y se ofrece en forma de un original menú degustación. Van sirviendo platos que mezclan mantequillas de frutas, brochetas dulces, chupitos de tomate y huevo o foies de chocolate. Un desafío culinario de siete platos que te hará pasar de líquido a sólido y de dulce a salado en una privilegiada terraza bañada por el Mediterráneo. 

5. Hotel El Convent 1613 (Teruel)

Booking

Se encuentra en la zona de Matarraña, una comarca fronteriza entre Aragón y Cataluña ideal para perderse haciendo excursiones de senderismo y montaña. El Convent 1613 es, como su nombre indica, un antiguo convento reconvertido en hotel. Su comedor está en las antiguas capillas del centro religioso y ofrece desayuno de buffet con comida regional: la coca de vidre (un pastel crujiente de piñones), embutido catalanoaragonés y postres artesanales al horno de leña. 

6. Hotel Valdepalacios (Toledo)

Trivago

El principal reclamo de sus desayunos son sus productos de kilómetro 0, ya sea sacados de su huerta o de los animales de la zona. Si a estos ingredientes les sumas que su restaurante, dirigido por el chef José Carlos Fuentes, tiene una Estrella Michelín, ya puedes imaginarte que se trata de una forma excepcional de empezar el día. Valdepalacios, además, está en pleno campo manchego, ideal para desconectar.

7. Alfonso XIII (Sevilla)

En un patio de influencia morisca con una estética que recuerda a la Plaza de España por sus arcos, azulejos y colores se esconde el Restaurante San Fernando, donde se sirve un desayuno supremo, por supuesto, influenciado por la gastronomía andaluza, con gazpacho y tapas entre sus mayores reclamos. 

8. Castillo de Grisel (Zaragoza)

Booking

Imagínate desayunar en el salón de la torre del homenaje de un castillo medieval rodeado de muebles antiguos, estandartes y paredes de piedra. Es posible en Zaragoza. En concreto, en el Castillo de Griseluna construcción gótica del siglo XIV reconvertida en hotel. Su desayuno se centra en los productos ibéricos y continentales. 

9. Mar de la Carrasca (Castellón)

En una lista sobre desayunos no podía faltar una opción para que los veganos puedan disfrutar de esta importante comida sin tener que preguntarse si lo que están comiendo lleva carne, leche o queso. En Mar de la Carrasca, una casa rural en dentro del Parque Natural de Peñagolosa, apuestan por ingredientes cultivados en su huerto y otros productos ecológicos. Conciben la alimentación como un acto de conexión con la naturaleza y el paisaje, y por eso trabajan con mucho cuidado sus platos, para ofrecer una dieta sana y respetuosa con el medio ambiente. 

10. Palacio de Luces (Oviedo)

En medio del frío prado asturiano, Palacio de Luces ofrece unos exquisitos postres y bizcochos artesanales que enamorarán hasta a los menos golosos. El menú de este palacete señorial reconvertido ofrece la opción de buffet —eso sí, usando productos de calidad— y un desayuno a la carta por si te decantas solo por degustar sus excepcionales pasteles, una deliciosa sugerencia con la que acabar esta suculenta lista de desayunos que te iluminarán la mañana.