China está construyendo la primera 'Ciudad Bosque' del mundo

La  'Ciudad Bosque' absorberá aproximadamente casi 10.000 toneladas de dióxido de carbono y 57 toneladas de contaminantes cada año

China es el país más contaminante del mundo. Así que para contrarrestar los efectos de su actividad, ha comenzado a construir la que será la primera ciudad forestal del mundo según ha recogido en un artículo la revista Muy Interesante. El arquitecto italiano, Stefano Boeri, es el autor de este proyecto insólito que tendrá a la vegetación como protagonista. Habrá, nada más y nada menos, que un millón de plantas de más de 100 especies distintas y 40.000 árboles que se calcula que absorberán casi 10.000 toneladas de dióxido de carbono y 57 toneladas de contaminantes y que, además, producirán aproximadamente 900 toneladas de oxígeno al año. En otras palabras, harán que el mundo sea un lugar mejor para todos.

Con esta ‘Ciudad Bosque’, que estará en las afueras de la ciudad de Liuzhou —provincia de Guangxi—, todo serán ventajas. Su colosal número de plantas reducirán la temperatura promedio del aire local, mejorarán su calidad, crearán barreras acústicas naturales y, por si fuera poco, también invitarán a muchos animales a vivir en el lugar generando hábitats para todo tipo de especies. Y eso no es todo. Una de las mejores cosas de esta ciudad es que, en lugar de funcionar con combustibles fósiles, lo hará siempre con fuentes de energía renovable, como la solar o la geotérmica.

Esta ciudad de ensueño será el hogar de unas 30.000 personas que podrán hacer toda su vida allí, ya que contarán con zonas comerciales y de oficinas, áreas residenciales, espacios recreativos, un hospital y dos escuelas. Aunque no hay duda de que lo más importante de todo es su papel para frenar la contaminación del país. "Por primera vez en China y en el mundo, un asentamiento urbano innovador combinará el desafío de la autosuficiencia energética y el uso de energías renovables con el desafío de aumentar la biodiversidad y reducir eficazmente la contaminación del aire en las zonas urbanas, gracias a la multiplicación de las superficies vegetales y biológicas urbanas", dijo uno de los responsables del proyecto en declaraciones recogidas por la revista.

Esta no es la primera vez que China desarrolla iniciativas para reducir los altos niveles de contaminación del país y combatir el cambio climático. A principios de año, anunció que plantará nuevos bosques que, según Daily China, serán de al menos 6,6 hectáreas. O lo que es lo mismo, de aproximadamente el tamaño de Irlanda. Así que esperemos que tanto estos bosques como la ‘Ciudad Bosque’, que estará terminada en 2020, sean los primeros proyectos de una larga lista de iniciativas que cuiden del medioambiente.