13 pasos para trabajar tu subconsciente y utilizarlo a tu favor

Son 13 pasos y mucho trabajo interior, pero vale la pena intentarlo

Hay muchas cosas que funcionan dentro de tu cuerpo sin que tú te des cuenta: la respiración, el sistema nervioso, el metabolismo de las células. Todo, a su escala, trabaja a su ritmo para que tú, por fuera, estés bien. También en tu cerebro, el subconsciente trabaja para construir esa cosa que definimos con la relamida expresión "zona de confort". Lo que hace, en realidad, es ir confirmando tus ideas preestablecidas para facilitarte la toma de decisiones. Es lo que en psicología se llama "sesgo de confirmación", según explica Brianna Wiest en Medium.

Pero confirmar lo que tú naturalmente piensas no es siempre la mejor opción para ti. En teoría, tu subconsciente te ayuda a ser más feliz, a tener más éxito o a vivir una vida más plena, pero no siempre es así. Cuando entras en un bucle de dudas y de boicot, puede convertirse en tu peor enemigo. Pero calma: el subconsciente se puede entrenar y puedes ponerlo de tu lado para que deje de boicotearte y realmente empezar a vivir mejor. Brianna nos da 13 consejos.

1. Estar abierto a que el cambio es posible. Si solo piensas en que todo lo que te va a ofrecer la vida es lo que ya tienes, tenemos una noticia: va a ser así. En inglés dicen "think big". Piensa en grande y crecerás.

2. Permítete ser feliz. Es verdad que tu cerebro te bombardea a preocupaciones cuando estás a punto de sentirte en plenitud, lucha contra ello.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida de Brianna Wiest (@briannawiest) el

3. No dejes que los miedos de los demás castren tus deseos. Cada cual tiene sus dificultades. Con identificar las tuyas, ya tienes suficiente, no dejes que las de tus colegas te acaben influenciando hasta el punto que te hacen dudar de lo que a ti no te generaba dudas.

4. Rodéate de pensamientos positivos. No tienes que dejar de escuchar a gente con problemas, sobre todo si los quieres, claro, pero un ambiente bajonero constante te arrastrará y será más complicado que salgas del hueco.

5. Habla de tu éxito en presente, no en futuro. Puede parecerte raro, pero si lo das por hecho, irás buscando las formas de llegar hasta allá.

6. Date espacio para visualizar lo que quieres. Cuando lo ves, estás empezando a crearlo.

7. Identifica qué es lo que te frena. Los humanos solemos repetir muchos errores. Si sabes dónde sueles tropezar, será más fácil que a la próxima puedas superarlo.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida de Brianna Wiest (@briannawiest) el

8. Planea tu vida. Dejar las cosas importantes al azar puede resultar arriesgado. Puede salir bien, pero cuanto menos cabos sueltos dejes, mejor.

9. Escribe un diario de gratitud. La cuestión no es solo dar las gracias a la gente que te facilita las cosas, pero también deberías empezar a escribir de forma detallada gratitud. El primer paso para tener lo que quieres es reconocer que ya has logrado ciertos avances. Agradécelo.

10. Pide lo que quieres, aunque sepas que te lo van a denegar. Para conseguir algo hay que arriesgar y si no eres claro con tus pretensiones, nadie sabrá a dónde quieres llegar. Hablar te puede abrir muchas puertas.

11. Piensa en varias maneras de llegar a tus objetivos. De A a B hay muchas rutas. Tal vez hoy te convenga ir directamente por la autopista, pero piensa también en las carreteras secundarias, los trenes o los paseos campo a través. Valora tus opciones para que nada te impida llegar adonde quieres.

12. Rodéate de aliados. Siempre hay gente que puede echarte una mano en el momento indicado. Tienes que saber encontrarlos.

13. Rellena tus tiempos muertos con pensamientos de motivación. La autoayuda tal vez parezca una vendida de moto pero en ciertos momentos puede darte el empujón que necesitas.