La técnica secreta para conseguir trabajo en Linkedin

Aunque solo el 3,6% de las personas activas han encontrado su empleo a través de estas plataformas, si sabes usarla podrás sacarle partido

Linkedin es mundialmente conocida como la red social profesional más determinante. Y, aunque existen las personas que la utilizan para ligar, ciertamente es un entorno productivo para conectar con las empresas y conseguir nuevos trabajos. No obstante, y como demostró una encuesta realizada por el Instituto Nacional de Estadística en 2018, solo un 3,6% de los 30 millones de internautas españoles de entre 16 y 74 años ha logrado trabajo remunerado a través de plataformas como Linkedin o Infojobs. ¿Lo intentas, pero no logras nada? Hay una técnica secreta para conseguir trabajo en Linkedin. En serio.

Según Business Insider, medio especializado en materia laboral y empresarial, la técnica consiste en "buscar y contactar con los antiguos trabajadores de la empresa para la que postulas como candidato". Es así cómo conseguirás comprender cómo funciona la compañía, qué cualidades valora especialmente y muchas otras cosas que te permitan optimizar tu currículum y tus respuestas en una hipotética entrevista posterior. Además, recuerdan desde este medio, contactar con ex trabajadores de esa empresa te ayudará a conocer la realidad de la misma. Las ofertas de trabajo son como los perfiles de Tinder: solo está lo bueno.

Pero charlando con alguien que ha estado dentro, y durante mucho tiempo, podrás tener constancia de todo su lado oscuro. De esta manera tienes la oportunidad de ponderar, colocarlo todo en una balanza y, en caso de que finalmente quieran contar contigo, tomar una decisión inteligente para tu bienestar. Por último, este contacto puede proporcionarte nuevas oportunidades profesionales en el futuro, especialmente cuando esa conversación con los ex trabajadores va bien y os causáis gran impresión. ¿Por qué no directamente con los trabajadores actuales? "Te revelarán pocos datos porque pueden verte como un rival hipotético".

Para contactar adecuadamente, tienes que entrar en tu Linkedin, acudir a la barra de búsqueda avanzada y clicar en Personas. Una vez ahí, selecciona Todos los filtros, localiza la opción Empresa Anterior e introduce el nombre de la empresa en cuestión. Es importante enviar un primer mensaje general de presentación y, solo si contesta positivamente a él, entrar en más detalles. Mucho mejor que bombardear a preguntas desde este primer contacto. Parecerías un acosador. Eso sí, no tengas miedo al silencio o a una respuesta negativa. Linkedin es una red social para contactar con profesionales y eso estás haciendo. No es nada malo.

¿Pero qué hay de la empresa? ¿Podría mosquearse si descubre que andamos en modo Sherlock Holmes por la plataforma investigando sobre ella? Como explica el redditor Fuddle, al que citan desde Business Insider, "si una empresa no quiere contratarte porque has realizado una labor de investigación en Linkedin, entonces dicha compañía se merece estar en la lista de lugares donde no vale la pena trabajar". Para acabar, conviene recordar que, por muy efectiva que sea esta técnica, no vale de nada si tienes el perfil más abandonado que Chernóbil. Una buena presencia en la plataforma es un must have de manual.