5 consejos para perdonar y superar una infidelidad

Poner los puntos sobre las íes y una buena comunicación es clave

Muchos de nosotros hemos o tendremos que pasar por una infidelidad. Aunque depende de cada caso y qué tipo de relación (y confianza) tengamos, suele ser un momento muy duro y complicado de gestionar, principalmente si no queremos echar a perder a nuestra pareja y continuar con ella. Es por eso que os damos unos cuantos consejos que recoge la revista digital especializada Psicología Online para hacerlo más llevadero y, si crees que eres lo que realmente quieres y te conviene, seguir en la relación.

1. Distancia temporal

Una cosa que te puede ir bien es tomarte un tiempo para reflexionar cómo puedes afrontarlo y qué significado tienen los cuernos para tu pareja. Si ya lo tienes claro, ves que no lo necesitas y que lo que quieres es estar a su lado, obviamente, no hace falta forzarse.

2. La comunicación

Tenéis que abrir un canal de comunicación para hablar todo lo que esté relacionado con la infidelidad y sus consecuencias. Siempre que te asalten dudas y tengas ganas de hablar, tienes que poder hacerlo. Tampoco hace falta entrar en detalles, ya que solo puede servir para regocijarse en el dolor, y no se tiene que reprochar constantemente lo que hizo (si tiene claro que quiere estar contigo) a tu pareja, sino que se tiene que hablar de forma constructiva para solucionarlo. 3. Compromiso Lo que tiene que quedar claro es que tú no te chupas el dedo y que si a pesar de los cuernos tú decides seguir con tu pareja es porque tiene claro que quiere estar contigo, se arrepiente y no lo volverá hacer. También puede ser un buen momento para hablar sobre qué tipo de relación queréis (¿Quizás, abierta?), pero si llegasteis y de nuevo llegáis a un compromiso se tiene que cumplir. No se puede cambiar las reglas del juego cuando a uno le conviene y solo para su beneficio.

4. No reprochar Como ya hemos comentado, uno de los puntos más importantes es intentar no reprochar a tu pareja lo que hizo. El amor (y los deseos genitales) son muy complejos de comprender y todos nos equivocamos. De hecho, es probable que nosotros también hayamos sido infieles o lo seamos en un futuro, y no por eso somos malas personas ni nada parecido. Así pues, no tienes que reprocharle continuamente a tu pareja lo que hizo, sino de mirar adelante y mirar de volver a estar bien juntos. 5. Ayuda profesional Siempre lo recomendamos, principalmente en aquellos casos más graves: si quieres continuar con tu pareja y ves que no puedes, o simplemente estás mal y no puedes superar la infidelidad, una buena opción es ir al psicólogo. Suele facilitar mucho las cosas.