Red flags que te deberían hacer huir en tu primera cita

Al principio todo el mundo se muestra feliz, interesadx, con ganas, ilusión y un montón de hobbies que hacen que sea súper interesante pero hay una característica muy importante que no debes perder de vista

Todas las personas tienen sus días buenos y sus días peores, a veces no debemos juzgar a alguien por un acto en concreto porque quizás no está en su mejor momento. Cuando empiezas a conocer a alguien no puedes saber de primeras qué está pasando por su cabeza y, menos aún, si su forma de actuar concuerda exactamente con su manera de pensar. Ahora bien, hay algunas señales que pueden decirte bastante sobre alguien. Se trata de un detalle que puedes detectar en tan solo unos segundos y que, como explican desde Medium, puedes utilizarla para vislumbrar el carácter de la persona, sus relaciones, el valor que le da al trabajo e incluso te puede ayudar a saber qué experiencias ha tenido.

Este detalle al que hay que prestar atención es la forma en que esa persona trata a cualquier personal del servicio, ya sea una persona que trabaja en un restaurante o en una tienda, es muy importante cómo interactúan con ellxs. “¿Los saludan?, ¿se despiden de mala manera?, ¿son amigables con ellos? La cuestión es si tratan a esas personas como iguales o si los tratan como si fueran sus sirvientes”, preguntan desde la misma web. Esto es bastante importante porque puede ayudarte a decidir si debes o no seguir conociendo a esa persona e incluso si te interesa hacer algún trato si fuera un tema de negocios o trabajo. No hay que ser extremadamente amable, hay que tratar al resto como iguales, es decir, con educación.

Es importante este punto en el ámbito del trabajo porque muestra, por ejemplo, si esa persona trata bien solamente a aquellxs que le otorgan un beneficio. Por ejemplo, si quedas para conocer a alguien porque vais a iniciar un proyecto y a ti te trata genial pero a la persona que os atiende la trata con desprecio, ya está diciendo bastante sobre su personalidad: le falta integridad. No esto lo único que se muestra, cuando alguien hace uso de su poder para tratar mal a alguien, se ve también que tiene inseguridad y es por ello que abusa de esa supuesta posición en la que se encuentra. Alguien que se siente pequeño en su vida cotidiana aprovecha todas las ocasiones en que tiene el control.

Pero claro, como todo, no debemos quedarnos solo con lo malo. En su lado más positivo, alguien que habla con estas personas al mismo nivel, que los respeta y que es amable, está demostrando que no busca derribar a otras personas y también muestra algo importante: que ha estado en ese lugar, que sabe lo que significa y que ha tenido que trabajar horas y horas tratando con otras personas que a veces no respetan y les falta educación. Es cierto que este detalle no te dice todo de una persona pero sí bastante.