Hacer una story solo para que esa persona la vea tiene un nombre

Si posteas publicaciones aparentemente dirigidas a todo el mundo pero buscando la reacción de alguien en concreto, estás haciendo gatsbying

Todos los animales tienen rituales de cortejo. Has visto cómo seducen los pavos reales machos cuando quieren catar un poquito de sexo, ¿verdad? ¿Y las aves del paraíso? Deberías. Es un espectáculo. Pero todos estos animales y muchos otros tienen algo en común: no tienen miedo al rechazo. Ninguno de ellos tiene un frágil ego temiendo recibir un "no" que le rompa el corazón y lo suma en la más profunda vergüenza. Tú sí. Tú eres incapaz de plantarte frente a tu crush y dejarle las cosas claras. Así que tiras constantemente del gatsbying para ligar sin poner en riesgo tu autoestima.

"¿Yo un gatsbying? Pero sí ni siquiera sé qué es eso". Ni falta que hace. Vamos a explicártelo de una manera sencilla para que rápidamente asientas con la cabeza y entones un mea culpa: gatsbying consiste en publicar posts en las redes sociales luciendo tu máxima belleza, estando en un lugar que sabes que tu crush adora o haciendo algo que sabes que le encanta con la esperanza de que reaccione. Una manera disimulada, así como quien no quiere la cosa, de comprobar si ese crush está interesado en ti. Si reacciona, perfecto. Y si no, pues "como no iba para él/ella", tu moral queda intacta.

Una técnica cuyo nombre proviene, ni más ni menos, que de la novela de F. Scott Fitzgerald El gran Gatsby, llevada al cine en 2013 por Baz Luhrman con Leonardo DiCaprio como protagonista. ¿Recuerdas que el magnate organizaba la mejores fiestas del mundo en su mansión? ¿Y recuerdas que lo hacía única y exclusivamente para intentar impresionar a Daisy, su amor perdido? Pues cambia los fiestotes por calculados selfies frente al espejo y ya tienes el gatsbying listo para consumir. La cuestión es: ¿es inteligente andar viviendo para rascar unos cuantos likes de otra persona?

Pues depende de cómo lo mires. Como dice en Elite Daily la experta en relaciones Julie Spira, el gatsbying tiene mucho sentido porque implica menos riesgo. No es lo mismo que pase de una publicación supuestamente dirigida a todo el mundo a que no conteste o conteste de manera decepcionante a un mensaje privado. El zasca es menor. Pero, al mismo tiempo, explica Spira, implica darle demasiado valor romántico-sexual a las interacciones en redes: "Los likes y los comentarios pueden darte la falsa sensación de que alguien está interesado en ti". Igual solo hace scrolling y bombardeo de likes.

Y también al revés. Del mismo modo que las interaciones no significan necesariamente que tenga especial interés en ti, la falta de interacción tampoco implica que no lo tenga. Las redes no son un sistema de medición fiable. De todas formas, nadie está diciendo que una pizca de gatsbying de vez en cuando sea malo, especialmente si es evidente que hay algo entre vosotros flotando en el ambiente y quieres darle un empujoncito. "Una forma de cortejar lentamente", dice Spira. Pero que rearmes tu autoestima y le pidas salir directamente sigue siendo la táctica maestra.