Las posturas sexuales perfectas para que el calor no se escape de la cama este invierno

En épocas de frío como el otoño o el invierno no debemos dejar que la pereza de desnudarnos nos domine

Tener sexo en verano es puro gozo. Como hace calor, nos apetece mucho desnudarnos. Hay periodos en que el tiempo no acompaña y ese sudor veraniego pegajoso da mucha pereza. Ahora bien, lo que realmente da palo es el frío, sobre todo para follar. Has cambiado las sábanas a unas de pelitos, has puesto dos mantas y el edredón específico para la bajada de las temperaturas, llevas ese pijama gordo que incluye mangas largas y hasta los calcetines gruesos, todo el kit para no tener que encender la calefacción y poder ahorrar en la factura de final de mes.

Es cierto que con el calentón, en varias ocasiones, el frío poco importa pero todos hemos pasado por ese momento en el que estás bajo las sábanas y, con tanto movimiento, las mismas se deslizan y tu cuerpo tiene un encontronazo con ese gélido aire. un incómodo momento que te corta todo el rollo. Para que eso jamás vuelva a ocurrirte, aquí te damos algunas posturas perfectas para tener sexo brutal y no pasar ni pizca de frío.

El clásico misionero

Resultado de imagen de sex love gif

Esta postura es muy fácil para llevar a cabo debajo de las mantas. De hecho, está la posibilidad de formar una cueva, es decir, que la persona que está encima se tape hasta por encima de la cabeza. En una relación heterosexual concretamente, cuando la chica es la que está tumbada puede usar un sencillo truco para recibir más placer durante la penetración: ponte debajo del culo una o dos almohadas (o cojines), así tus genitales se levantarán y el pubis de tu chico chocará o se rozará con tu clítoris. Vivan los orgasmos bajos las sábanas.

De lado

Resultado de imagen de sex blanket gif

Sí, esta es la famosa cucharita. Es la postura perfecta para tener sexo tapados bajo las mantas. Además, como vuestros cuerpos están muy pegados, el calor de ambos hará que vuestra cueva sea más calentita, quitarse el pijama o la ropa será un gustazo. En una relación sexual heterosexual, la chica también puede optar por una postura donde sentir aún más placer durante la penetración: en lugar de tener las piernas juntas, las puede separar y abrazar con la pierna que está por encima las de la persona que está detrás. El contacto será directo, un encaje brutal. En esta postura también se puede probar el sexo anal. La cucharita ofrece muchas variantes y todas con una temperatura ideal.

El 69 y las manos

Resultado de imagen de masturbation blanket gif

Para aquellos que quieren saltarse la penetración pura y dura, existe esta postura donde el sexo oral es el protagonista. Y es que todos los contactos que no lleven penetración son perfectos para el frío. Tapados hasta arriba, podéis practicar el 69, eso sí, puede ser algo incómodo para los que tienen que estar con la cabeza más cerca del final de la cama, porque puede llegar a sofocar. Para que no sea tan incómodo podéis hacer el 69 de lado. Aparte del sexo oral, viva la masturbación, sobre todo para la bajada de las temperaturas. Tumbados uno al lado del otro y con las manos intercambiadas, tú tocándol@ y la otra persona haciéndotelo a ti. Sirve, también, para aprender a masturbar a tu pareja, algo que a veces olvidamos y que tiene muy buenos resultados. El sexo, al ser falocentrista y, por tanto, con la penetración como protagonista, suele dejar de lado todo lo que conlleve una exploración más delicada y lenta.

Encima y cerquita

Resultado de imagen de sex blanket gif

Esta postura es como el misionero, solo que los pechos tienen que estar pegados y no separados. En las relaciones sexuales heterosexuales, si es ella la que está encima, puede pegarse completamente al cuerpo del chico que está tumbado y que el movimiento solo sea de cintura para abajo. Además, qué mejor postura para aprovechar a dar besos por el cuello —esto aumentará la excitación— con el contacto directo de las pieles (que, además, darán más calorcito al frío que está fuera de las sábanas) y donde se pueden incluir manos entre el cabello, dedos en bocas y caricias. La persona que está tumbada puede abrazar el cuerpo de la que está encima y recorrerlo con sus manos. Un contacto muy placentero.

Cuatro patas tumbados

Imagen relacionada

La conocidísima postura del perrito (un nombre nada atractivo, por cierto) es también famosa por ser la de ‘a cuatro patas’. En verano, cuando no hay que estar tapados por el frío y puedes estar desnudo con la brisa dándote por todo el cuerpo, es ideal. Para hacerlo bajo de la manta es incómodo, excepto si se hace tumbados, con los cuerpos muy pegados. La persona que está de cara a la almohada solo tiene que curvar la espalda un poco más (también puede hacerlo colocando cojines o almohadas debajo, para que sea más cómodo) para que el contacto sea más directo y placentero.

En la ducha o bañera

Resultado de imagen de shower sexy gif

No todo el sexo tiene que ser en la cama, obviamente. El sexo en el agua, ideal para el periodo de altas temperaturas, también puede aprovecharse para el invierno. Si tienes ducha o si tienes bañera, lo mismo da, porque con agua caliente follar será genial. Con una ducha, el sexo de pie será el protagonista, no solo probaréis un contexto nuevo sino también posturas y métodos nuevos porque el sexo oral y la masturbación también tienen su espacio en la ducha. Si quieres llenar la bañera, pues mucho mejor. Os podéis incluso servir unas copas de vino y aprovechar el vapor que llenará el baño para estar un buen rato no solo teniendo sexo sino, además, compartiendo ese momento juntos.

Lo ideal es que no importe cuál época del año sea, tanto en invierno como en verano tener sexo siempre puede tener su espacio. Para aquellos que pueden aprovechar la calefacción de casa sin importar el gasto, genial, aprovechad para encenderla un rato, así cuando lleguéis a la cama, podréis desnudaros a gusto y tener un contacto de cuerpos directo, sin mantas ni sábanas de por medio.