Todo lo que tienes que recordar de Stranger Things antes de ver la tercera temporada

El Demogorgon aún vive, ¿serán capaces de atraparlo definitivamente?

Llegó el día. Parecía que, al final de la segunda temporada de Stranger Things, faltaba una eternidad para el estreno de la tercera entrega. Parece mentira, pero ya ha pasado un año y medio. Quizás no lo recuerdes todo con detalle pero esta tercera temporada ya está en Netflix. Se reencuentran nuevamente Eleven, Mike, Hopper, Joyce, Dustin, Nancy, Steve, Will, Jonathan y Lucas. Y, claro, el Demogorgon. Pero antes de seguir avanzando con las expectativas, lo mejor será hacer un recorrido por la primera y la segunda temporada para tener la trama fresca y no perdernos ningún detalle de la tercera.

Primera temporada

Desde el principio de la temporada la trama de la serie se ve dividida por dos grandes vías que van conviviendo durante toda la temporada. En primer lugar, la repentina desaparición de Will, que sucede después de que él vea una extraña criatura. En segundo lugar, la aparición (luego sabremos que será una fuga) de una misteriosa niña llamada Eleven. Los amigos de Will —Mike, Dustin y Lucas— empiezan a buscarlo a la vez que el agente de la policía Hopper también inicia su propia investigación. La joven Eleven va mostrando, poco a poco, que tiene poderes. Con ella, los amigos de Will se sienten a salvo y ella los ayuda a buscar al desaparecido, mientras vive escondida en casa de Mike.

Will no es el único que desaparece. Barb, la amiga de Nancy (hermana de Mike) también desaparece. Estas dos desapariciones y la búsqueda de los jóvenes junto a la del agente Hopper concluye en un mismo lugar: el Laboratorio Nacional de Hawkings (el pueblo en el que viven y donde se desarrolla la trama). Es así como se dan cuenta —y también gracias a Eleven— de que Will y Barb se encuentran en lo que llaman el mundo del revés. Mientras todo esto sucede, se va explicando cómo vive la situación la madre de Will, Joyce (interpretada por Winona Rider) y su hermano Jonathan. Todos acaban uniéndose a la búsqueda de Will. Los jóvenes son quienes, a través de un juego que tienen, explican que el mundo del revés es una dimensión paralela donde se encuentra una extraña criatura (la culpable de las desapariciones), el llamado Demogorgon.

A medida que todo va desarrollándose se explica cómo es que se abrió ese portal al mundo del revés que permitió la salida de la bestia. Eleven tiene unas habilidades psíquicas porque su madre, durante el embarazo, fue expuesta a diversas drogas. El Dr. Brenner es quien se queda con la criatura, la encierra en un laboratorio y la expone a diferentes maltratos y experimentos. Es por ello que la joven escapa. Para fugarse hace uso de sus poderes que, finalmente, descubrimos que son los culpables de abrir el portal al mundo del revés. Eleven se ofrece a ayudarlos y entra en el mundo del revés para salvar a Will. Serán el agente y la madre del niño quienes consiguen salvar a Will. Eleven se enfrenta al Demogorgon cuando este entra en la misma dimensión que ellos en una durísima batalla que hace que varios agentes e incluido el Dr. Brenner mueran.

Will vuelve pero está muy muy débil. Poco a poco va adaptándose nuevamente a la normalidad y parece que todo había, por fin, terminado. Hasta el minuto final, cuando vemos al joven toser fuertemente en el baño, lo que le hace escupir una pequeña babosa a la vez que tiene una visión sobre lo que vivió en la otra dimensión. Así de abierto quedó el final para la segunda entrega.

Segunda temporada

En la primera temporada se deja ver que entre Eleven y Mike surge una especie de amor. Durante la segunda temporada, Eleven no puede seguir escondiéndose en su casa y pasa a vivir con el agente Hopper que es quien la mantiene a salvo. Esta segunda temporada también se centra  en el joven Will, pero ya no en su desaparición sino en lo que le sucedió en su paso por el mundo del revés, las secuelas que le dejó y lo que significó que estuviera retenido allí. Además de esto, entran en la trama nuevos personajes: Billy y Max, dos hermanastros que no se llevan nada bien. Max es una joven pelirroja que se une al grupo de Mike y Billy, un personaje hasta ahora misterioso que, esperamos, se revele mejor quién es en esta tercera temporada que llega.

A medida que se desarrolla la trama vamos viendo cómo Will tiene visiones o episodios en los que parece que viaje mentalmente hacia el mundo del revés. A la vez, su madre intenta rehacer su vida junto a una pareja, Bob, que muere trágicamente a manos de los Demoperros (la babosa que Will escupe es uno de ellos). Probablemente la escena de su muerte sea la más chocante de toda la temporada.

Gracias a las visiones de Will, se descubre que el Demogorgon (ahora Azotamentes), en primer lugar, no ha muerto y en segundo lugar, es mucho más grande y fuerte que antes. Los jóvenes amigos de Will no saben que Eleven está viva, el único que lo sabe es Hopper, que mantiene su secreto a salvo para que ella también lo esté. A pesar de esto, Eleven se escapa y conoce a un nuevo personaje: Eight, otra joven con poderes que le enseña cómo poder manejar mejor los suyos, centrándose en la ira conseguirá controlar más su telequinesia. 

El Azotamentes tiene como objetivo conquistar el planeta. Eleven vuelve porque decide dejar de lado la venganza y luchar por sus amigos. A su vuelta, descubren que está viva. Esto hace que surja nuevamente el amor. De hecho, Eleven y Mike tendrán una cita con beso incluido. No son los únicos, ya que Lucas y Max también forman una pareja. Todos saben que la debilidad del Azotamentes es el calor, ya que Will siempre se encontraba más cómodo con el frío (sí, el joven va soltando pistas que ayudan a intentar abatir a la bestia). Al final de la segunda temporada vemos a Eleven desatar todo su poder, en una escena en la que lograba cerrar el portal a través del cual el monstruo quería entrarWill se libra, así, de la posesión, y la vida parece volver a una feliz normalidad con la escena del baile del instituto de invierno. Aunque esto sea así, se observa en los últimos minutos cómo el Azotamentes se sitúa sobre el edificio de la escuela. Así que el enemigo aún vive, ¿serán capaces de atraparlo definitivamente en esta tercera temporada? ¿morirá algún personaje? Tendremos que averiguarlo.