Analizamos las tres canciones más votadas para Eurovisión 2019

Los temas representados por María, Noelia y Natalia han completado el top 3 para la gala que elegirá la canción que viajará a Israel en representación de España

Exactamente 190.000 votos se han recopilado en los 13 días que han ocurrido desde el día en el que las canciones candidatas a Eurovisión 2019 se colgaron en Internet hasta ayer, día en el que el periodo para votar llegó a su fin. Un total de 17 canciones otorgadas a 14 triunfitos de OT 2018 se presentaban como candidatas. Los fans debían votar sus tres favoritas para que éstas peleen por representar a España en la gala de Eurovisión de la cual aún se desconoce la fecha. Así tres temas se han alzado como ganadores: María con Muérdeme, Noelia con Hoy vuelvo a reír otra vez y Natalia con La clave, en ese mismo orden.

Famous, ganador de OT 2018, quedó en cuarto puesto a pesar de su deseo de participar en el festival. Pero no todo está perdido: una comisión de profesionales del mundo de la música seleccionará otras siete canciones para la gala en la que saldrá un ganador que viajará a Israel, lugar en el que este año se celebra Eurovisión el próximo mes de mayo. Después de escuchar los tres temas favoritos —muy distintos en cuanto a género musical— hemos decidido analizarlos para que los que no han podido votar sepan cómo suenan y qué representan las tres canciones que pasan directamente a la final de OT Eurovisión.

Muérdeme - María

Desde el principio de las votaciones el tema representado por María fue uno de los favoritos. Esta triunfita se ganó el amor del público gracias a su desbordante personalidad marcada por el humor, la ausencia de prejuicios y tabúes y un estilo y estética canallas que reflejaban una naturalidad rebelde y del todo feminista. Con una base de reggaetón la propuesta es una de las más bailables de toda la selección y, después de las quejas que existieron en la pasada edición de Eurovisión por la ausencia de Lo Malo (representada por Ana Guerra y Aitana), los fans se han puesto de acuerdo para que Muérdeme ocupe el primer puesto. María no solo puede dominar la canción para hacerla suya y disfrutarla como nadie sino que además baila con soltura, maneja perfectamente el inglés y sus ideas defienden con garra el papel de la mujer en todos los ámbitos.

Hoy vuelvo a reír otra vez - Noelia

El camino de Noelia se torció en la gala número siete de OT 2018, cuando fue expulsada. A pesar de ser la primera seleccionada como favorita y de su increíble torrente de voz, los fans decidieron que no siguiera concursando. Ahora, sin embargo, la triunfita se ha posicionado como la segunda seleccionada para pasar directamente a la gala de OT Eurovisión con un tema que hace juicio a esa calidad vocal que posee la malagueña. Aunque a ella le hubiera gustado representar a España con un género como el góspel o el soul, Hoy vuelvo a reír otra vez es una balada en toda regla que recuerda a voces como la de Pastora Soler quien, por cierto, representó a España en Eurovisión en el año 2012 y quedo en el décimo lugar. De las tres seleccionadas como favoritas Noelia ha sido la única que ha luchado en redes sociales por los votos de los fans y que les ha agradecido salir en segundo puesto.

La clave - Natalia

Después de conseguir 10 puntos de cada uno de los jueces y de no haber salido nominada en ninguna ocasión, Natalia fue la tercera finalista de OT 2018. Durante todo el concurso esta triunfita demostró no solo su calidad vocal sino también su dedicación y sus inmensas ganas de trabajar y aprender. La pamplonesa tiene un talento desbordante que conseguiría defender con soltura y calidad el tema que se le ha otorgado para representar a España en Eurovisión. Aún así dicha canción no le hace mucha justicia ya que no le permite demostrar todo lo que es capaz.

La clave ha recibido odio y amor a partes iguales por los fans, muchos opinan que se trata de una canción que no le pega nada a la joven y otros están deseando que sea ella la seleccionada para viajar a Israel. Se trata de una composición que fusiona el pop electrónico con algunos giros que recuerdan a la música latina. Natalia no solo domina la voz sino también el baile, por eso es una de las candidatas favoritas para la próxima edición de Eurovisión.