10 películas nominadas a los Goya para un maratón semiconfinados

¿El frío o las restricciones no te dejan salir de casa? Pues hora de verse 'Adú', 'Akelarre', 'Las niñas' o 'Explota, Explota'

Sigue la ola de frío y, paralelamente, aumentan los casos de covid y las restricciones. Sea por un caso u otro, al final nos pasamos todos nuestro tiempo libre hacinados en casa. Así que la mejor opción es: maratón. Esta vez, de películas españolas, aprovechando que han salido las nominaciones a los Goya. Apúntate estas 10 recomendaciones.

1. Adú

La más nominada, con 13 categorías. A través de tres historias (un niño en un viaje desesperado, un padre que se reencuentra con su hija y un guardacostas al que le corroe la culpa), esta desgarradora película reflexiona sobre la identidad, la vida y la familia. Disponible en Netflix.

2. Las niñas

Con 9 nominaciones, es otra de las más celebradas en los Goya de este año. Una peli costumbrista en Aragón sobre unas adolescentes que viven el postfranquismo de finales del siglo XX. No pasan demasiadas cosas y, a la vez, pasa de todo. Un viaje nostálgico a la infancia de todos los nacidos en los 80 y los 90, con sus tests de revistas adolescentes, los colegios de monjas, las discotecas de tarde y las leyendas urbanas que nos contaban los mayores.

3. Akelarre

La película sobre estas brujas vascas que encuentran en el aquelarre una forma de empoderamiento femenino ya es icónica. Sobre todo, por sus bailes, música, fotografía y escenas, hipnóticas y preciosas, que narran cómo estas mujeres desafían al conservadurismo católico, supuestamente, rindiéndose al culto de Lucifer. Y, de hecho, la mayoría de sus 9 premios son por maquillaje, vestuario, música y fotografía. Un placer visual.

4. La boda de Rosa

Rosa, de 45 años, se da cuenta de que lleva viviendo por y para los demás, así que decide mandarlo todo a tomar por saco y empezar una nueva vida. ¿La primera prueba, simbólica, de su compromiso? Un compromiso literal: casarse consigo misma. Pero su familia se resiste a permitirle este cambio de vida.

5. Ane

La hija de Lide, Ane, desaparece. Y empieza a buscarla, pero, mientras investiga su paradero, descubre que el mundo de su hija es muy complejo, y que lleva años viviendo con una completa desconocida.

6. Sentimental

Javier Cámara interpreta a un hombre ácido y amargado porque después de 15 años de relación ya no tiene vida sexual, y que tiene que aguantar en una cena a los vecinos de arriba (Belén Cuesta y Alberto San Juan), muy ruidosos en la cama. Y, por culpa de proyectar en ellos sus propias frustracione, le caen mal. “Hoy en día abundan las frustraciones mal llevadas, resentidas, muy visibles porque las diseminamos en las redes sociales”, asegura Cesc Gay, el director.

7. Explota, explota

El musical de Raffaella Carrà. Una obra que no tiene más sentido que el buen rollo, el brilli brilli y la música petarda para pasar un buen rato. No hay muchas más pretensiones: ni unas grandes coreos, ni unos grandes decorados, ni unas grandes voces. Una versión low-cost de Mamma Mia, pero que te pondrá igual de feliz.

8. No matarás

Con tres nominaciones para algunos de sus actores (Mario Casas, Milena Smith y Fernando Valdivielso), esta película sigue los pasos de Dani, un chico que se ha pasado los últimos años de su vida cuidado a su padre enfermo y que, tras su muerte, decide recuperar su vida, que sentía que estaba en pausa. Cuando empieza su “aventura” por volver a vivir, se encuentra con Mila, una persona tan inestable que lleva a Dani al extremo, hasta de plantearse cosas inimaginables (el título de la película lo dice todo).

9. Los Europeos

La película que el mítico director español, Luis García Berlanga, nunca llegó a hacer. Está basada en una novela de Rafael Azcona (y por eso ha sido nominada a mejor guion adaptado) y va de los líos de dos hombres que van a Ibiza porque, en teoría, ahí es muy fácil ligar con europeas.

10. El oficial y el espía

Si dices "J'Accuse...!" en seguida te responderán: "¡Émile Zola y el caso Dreyfus!". Esta película de 2019 de Roman Polanski explica la historia de este famoso escándalo de finales del siglo XIX, en el que se difamó tantísimo al capitán francés Alfred Dreyfus, un joven oficial judío, hasta el punto de acusarlo de alta traición y espiar para Alemania. Sin embargo, una vez condenado, se seguían filtrando documentos a Francia, lo que demostró que Dreyfus era inocente. Un escándalo de mentiras y corrupción que el escritor Zola denunció en J'Accuse...!, uno de los artículos periodísticos más famosos de la historia. Y no, esta no es española, pero ha sido nominada a mejor película europea, la categoría internacional de los Goya.