Cuando Te Sumerges En Los Océanos, El Pez Fuera Del Agua Eres Tú

Sumergirse en lo más profundo de este mundo, además de permitirte conocer de cerca sus maravillas, también es una oportunidad para conectar contigo mismo y con todo lo que te rodea. Esta vez serás tú el pez fuera del agua, estarás fuera de tu medio habitual y a la merced de los elementos de la naturaleza. Cálmate, olvídate de todo, concéntrate en lo que te rodea y disfruta la serenidad de nadar entre tortugas, contemplar tesoros históricos y ser observado por las aguas.

1. Isla de Pascua, Chile

Este es uno de los puntos con mayor visibilidad de los océanos. Primero, porque no hay prácticamente agua que vierta al mar. Segundo, porque no hay apenas contaminación y son muy pocos habitantes en la isla. Tercero, porque la tierra firme más cercana está a unos 3.500 kilómetros de allí. Es todo vida salvaje. Pura naturaleza. Pura vida marina.

2. Apo y Cebú Island, Filipinas

Una de las experiencias más increíbles bajo el mar es bucear en un santuario de tortugas en Apo Island. En una inmersión puedes llegar a ver decenas y decenas de estas tortugas de diferentes tamaños y tipos. Se acercan y te observan pero no te hacen nada. Son muy pacíficas mientras no las molestes. Otra de las vivencias más extremas que puedes vivir es hacer snorkel con los tiburones ballena de Cebú. Ahí te das cuenta de que tu imagen preconcebida de estos animales no tiene nada que ver con la realidad. Pueden llegar a medir 18 metros de largo, pero en realidad son como perritos. Asustan el primer minuto, después se convierten en seres entrañables.

3. Islas Hormigas en Murcia, España

Si no tienes pasta para irte tan lejos a bucear, la zona de Islas Hormigas en Cabo de Palos no tiene mucho que enviar a los destinos anteriores. Lo que hay allí es una inmensa reserva marina que está protegida. Varias montañas submarinas que unen las islas con la península y que disfrutar de las profundidades.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Pero recuerda que no estás hecho para el agua, en esos lugares el intruso eres tú, así que nunca bajes solo por lo que pueda pasar. En las profundidades, la complicidad con el compañero es vital y tenéis que poder confiar el uno en el otro para hacer frente a los posibles peligros.