Montan una macabra 'barbacoa humana' para denunciar el consumo de carne

Ha ocurrido el París, frente al Centro Pompidou. Un grupo de activistas veganos han organizado este fin de semana un acto reivindicativo para denunciar el consumo de carne, preparando una barbacoa singular: en lugar de salchichas, chorizo y panceta, los voluntarios han decidido 'asarse' a sí mismos en unas parrillas gigantes. Maquillados de forma bastante realista, los manifestantes del grupo Vegan Impact simularon estar siendo braseados, pretendiendo así despertar las conciencias de los ciudadanos en la temporada de las grandes comilonas veraniegas.

Con lemas como "Los animales también tienen miedo al dolor", "A menudo, los peces agonizan dos horas en los estantes" o "Conviértase al veganismo, por ellos y por usted", los participantes de la perfomance informaron a los ciudadanos de las bondades de la dieta basada en productos de origen vegetal, mientras un cocinero ataviado con un delantal simulaba cocinar a otros dos manifestantes, pintados de pies a cabeza de un sanguinolento color rojo y con las marcas oscuras de las barras de la parrilla. 

Tal y como recogen algunos medios, el objetivo de la acción reivindicativa fue el de poner de relieve los excesos de la industria, que promociona un consumo de carne desmesurado a juicio de Vegan Impact, y sus efectos en la mayoría de las dietas entendidas como saludables en occidente. La presidenta de la asociación, Alexandra Blanc, argumentó que los ataques a la dieta vegana carecen de sentido: "Es una mentira completa orquestada por los productores de carne. También las hortalizas y los cereales tiene proteínas, por lo que no sufrimos de escasez". Asimismo, añadió que la sociedad "consume demasiadas proteínas", por lo que defendió una alimentación basada en productos que no sean de origen animal.

Las 'llamas' de esta barbacoa alimentan el fuego de la polémica: cada vez más expertos ponen el foco sobre los peligros de una dieta completamente apartada de los productos cárnicos, poniendo de relieve que muchos de sus seguidores no saben cómo compensar las carencias derivadas de no ingerir la cantidad suficiente de nutrientes.