Christina Aguilera se desprende del maquillaje porque le resulta liberador

Llevamos dos décadas viendo a Christina Aguilera enfundada en una apariencia superglamurosa cada vez que aparece públicamente. Tan escondida ha estado su cara real tras tanto maquillaje que sus seguidores no daban crédito cuando la estrella pop subió ayer a su Instagram la nueva portada de Paper Magazine, donde posa por primera vez en muchísimo tiempo con la cara desnuda, sin una pizca de maquillaje. Y es normal: parece otra persona. Pero la artista estadounidense tiene sus razones.

hi mom @papermagazine #Transformation #xtinaPAPER

Una publicación compartida de Christina Aguilera (@xtina) el

“Siempre he sido alguien que, obviamente, ama experimentar, ama el teatro, le encanta crear una historia e interpretar a un personaje en un vídeo o en un escenario. Soy artista por naturaleza. Pero estoy en un lugar, incluso musicalmente, donde resulta liberador ser capaz de despojarte de todo y apreciar quién eres y tu belleza cruda”, explicaba la cantante estadounidense durante su entrevista en Paper Magazine. Una fotografía liberadora que ha causado tanta incredulidad como celebración, ya que muchos han visto en ella un acto de empoderamiento.

Sin embargo, la estrella pop ha querido dejar claro que le encanta el maquillaje y que seguirá usándolo: “O sea, soy una chica a la que le gusta una cara bien maquillada, así que no nos equivoquemos”. Después de todo, el empoderamiento femenino no pasa por dejar de maquillarse o depilarse, sino por tener la libertad de hacerlo o no cuando te apetezca. Y Aguilera sabe mucho de eso. Ya enfrentó las críticas por cambiar radicalmente de estilo cuando lanzó Stripped en 2002. Pero ser fiel a lo que desea es su seña de identidad. Y ese es el verdadero poder feminista.