5 Cosas Que Importan Más Que Las Notas A La Hora De Buscar Trabajo

We Are Hiring! es, por suerte, una frase que se empieza a escuchar de nuevo. El mercado laboral se reactiva para muchos sectores, pero ya no basta tener un currículum arrollador con dos carreras, tres másters y cuatro idiomas. Cada vez más plataformas de búsqueda de empleo como Linkedin, Infojobs, JobAndTalent o Opportunity se unen a la red para ayudarte en el proceso... y se convierten en una herramienta indispensable para aquel que se encuentre en búsqueda activa.

Sin embargo, una vez encuentras la oportunidad que estabas esperando, hasta llegar a una entrevista, debes haber pasado algunos filtros de este tipo de plataformas que te descartan directa y automáticamente del proceso si no cumples con un mínimo de los requisitos. Sin duda nos encontramos en un momento en el que la creatividad y la proactividad son dos grandes valores a la hora de encontrar trabajo; hasta las cartas de recomendación se han quedado atrás en esta competición.

pain letter codigo-nuevo

Cuando consigas llegar a la entrevista, ten en cuenta que hay otras cosas que importan más que tu currículum académico y que te pueden dar muchos puntos.

1. Descubre los síntomas

Demuestra que conoces los problemas, frentes o dolores de la empresa y hazles ver cómo tú puedes ayudarles a solucionarlos. Dar este paso supone adelantarte a ellos mismos dándoles una posible solución a un problema real. La actitud frente a los problemas y la capacidad de aportar soluciones son dos de los valores más preciados en un profesional y no se aprenden en la universidad.

2. Descubre los efectos secundarios

Demuestra que eres consciente de cómo afectan a las empresas del sector ese tipo de problemas. Lee, descubre y aprende cosas sobre el sector y la competencia de la empresa en la que estás intentando trabajar. La calidad de las soluciones que puedas aportar será directamente proporcional a tu conocimiento del mercado y de las experiencias de otras empresas.

3. Investiga a quien podrías tener delante

Preocúpate en conocer a la persona que probablemente vaya a tomar la última decisión. Entra en sus redes sociales profesionales y conoce su  trayectoria y experiencia laboral, los temas que comparte y le preocupan, las personas que podrías tener en común y toma nota de todo ello. No lo olvides, al final una entrevista laboral es una "cita" entre dos personas de carne y hueso, nunca será lo mismo sentarte delante de una persona de la que ya sabes algo que entrevistarte con un completo desconocido.

4. Do It Yourself

Demuestra tu habilidad por hacer las cosas de otra manera, por crear y por innovar. Si sabes salirte de la línea de lo convencional o lo típico, demostrarás que eres capaz no sólo de buscar soluciones sino también de crearlas. La mayor parte de las veces las empresas necesitan aire fresco, nuevos caminos para recorrer los mismos problemas y lo peor de todo, es que no lo saben.

5. Cree en ti

Los demás lo percibirán. Si hace falta escribe tus ideas, tus valores, tus procesos y tu manera de hacer las cosas y léelo en voz alta. Cuando eres capaz de aprender cosas, hacerlas tuyas y ser el propio creador de tus métodos, es cuando más interiorizado tendrás todo aquello que quieres trasmitir y ahí la seguridad en ti mismo se multiplica por dos.

Crédito de la imagen: rj shaughnessy