Cómo saber si lo que te está haciendo engordar es el alcohol

Si estás intentando controlar tu peso o hacer dieta, no está de más saber qué es lo que te aporta más y menos calorías, sin llegar a perder la cabeza. Aunque hayas oído muchas veces que el alcohol engorda, no todo el mundo tiene una idea exacta de cuánto. Para eso hay varios medidores online de aporte calórico por unidad de alcohol, según el tipo de bebida (cerveza, vino, vodka,...) y la cantidad que tomes.

Uno de los más completos lo tiene el portal DrinkAware, una ONG del Reino Unido que recoge información muy útil sobre los efectos del alcohol en la salud. En su web puedes calcular cuántas calorías le estás añadiendo a tu dieta al día o a la semana, según el tipo e incluso la marca que suelas beber.

Da un poco de ‘yuyu’ descubrir cosas como que dos botellines de cerveza equivalen a una hamburguesa, o que necesitaríamos media hora corriendo para quemar esas calorías. Puede que tu borrachera post-cena del sábado sea como zamparte tres menús de comida rápida. Además, el alcohol influye en tu línea de otras formas, porque hace que desciendan tus niveles de leptina, la hormona que produce sensación de saciedad. Por eso cuando bebes te pegas más atracones y controlas menos las cantidades. 

Claro que todo depende de cuáles sean tus objetivos con la dieta o de cómo sea tu metabolismo, pero este tipo de portales te pueden servir para hacerte una idea de la cantidad de calorías sin nutrientes que te metes entre pecho y espalda cuando bebes. Ahora ya sabes que si en una cena en lugar de vino pides agua, de postre te puedes tomar esa bola de helado que sueles evitar. Como siempre, lo importante (y lo difícil) es el equilibrio de disfrutar sin desmadrarse, siempre evitando obsesionarse.