Situaciones De 'Tierra Trágame' Que Te Pasan Cuando Follas En Otros Idiomas

¿Cuántas veces has oído eso de que en la cama lo más importante es la comunicación? Contarle a la otra persona lo que te gusta, preguntarle, sugestionar la imaginación con palabras... Pues bien, ¿qué pasa si habláis idiomas diferentes? Malentendidos, momentos embarazosos, o risas aseguradas. Follar en otro idioma es toda una aventura, sobre todo cuando ninguno de los dos domina el idioma del otro. No olvidemos que la cantidad de apelativos sexuales es inmensa en cada lengua. Pero algo tendrá el sexo cuando dicen que los idiomas, donde mejor se aprenden, es en la cama.

Ariadna. El día que dije 'chichi' en una cena

Hice mi Erasmus en Italia y caí enamorada de un local. Un día en la cama, me dijo que lo que las chicas tenemos ahí abajo se dice en italiano 'passerina', cuya traducción sería algo así como 'chichi', 'toto' o 'chumino' o directamente 'coño'. Se entiende el concepto, ¿no? La relación fue a más y acabé conociendo a su familia. Pues bien, aquí vio mi gran intervención. Yo tenía entendido que diadema se dice 'passata', así que me lié, y en medio de una cena con sus padres y su hermana yo quise hacer un cumplido a la chica y decirle que tenía una diadema muy bonita. Pero acabé diciendo: "Che bella passerina!". Es decir: "Qué coño más bonito". Chapeau.


Alejandro. Por detrás, por detrás

Yo llevaba poco tiempo viviendo en Francia y conocí a una chica. La cosa fluyó porque los dos le echamos gracejo a nuestra aparente falta de entendimiento. Cuando estábamos en plena faena, quería decirle que se diera la vuelta para follar desde atrás, en plan perrito, digamos. Así que dije "par derrière". No sabía que eso más bien venía a significar "por el culo". El caso es que aún así a ella le pareció bien, me dijo que nunca lo había hecho y que quería probar. Así que acabamos teniendo sexo anal por mi falta de dominio del idioma.


Manel. Lloros a medianoche

Me fui a vivir a Alemania en busca de curro y mejores posibilidades. Como una cosa no quita la otra, también tiré de Tinder al llegar. Conocí a una chica muy simpática. Yo hablaba un alemán medio, porque había estado estudiando un par de años. Acabamos en su casa, y cuando estábamos ya en el tema, entendí que no le apetecía llegar a más. Sin problema. Empecé a vestirme y entonces ella me indicó que quería que durmiera con ella. Yo no entendía nada, pero me quedé. Se puso para dormir unas mallas negras que daban un calor que no veas y yo, pues a su lado. De repente en mitad de la noche, se levantó y se fue a una esquina a llorar. Por más que lo intenté no conseguí comprender qué era lo que le pasaba, así que le dije que sentía si había hecho algo que le molestara, que hablaríamos más adelante y me marché.


Corina. Me voy a hacer 'kaká'

Cuando vivía en París me eché un churri francés que vivía en uno de esos micropisos típicos de las últimas plantas de los edificios que tienen un baño compartido en el pasillo. Así que después follar hasta casi desmontar su sofá cama, necesitaba ponerme algo encima para ir al lavabo así que me pasó una camiseta de fútbol que tenía a mano. Mientras él estaba de espaldas yo leí el nombre del jugador que ponía en la camiseta: Kaká. Entonces, con un tono un poco condescendiente, se giró y me explicó que en su país no se suele decir lo que vas a hacer cuando vas al baño. A mí se me cayó la cara de vergüenza y me apresuré a enseñarle la camiseta mientras balbuceaba: "Non, non, mais je voulais dire...". Al final acabamos los dos muertos de risa.

Resultado de imagen de laugh couple gif