Lavarse las manos o llevar mascarilla son los nuevos fetiches

La situación actual nos ha obligado, entre otras precauciones, a taparnos la mitad de la cara para evitar la propagación del virus, pero hemos tardado poco en verle el lado erótico

El sexo ha estado bastante presente en este tiempo que llevamos confinadxs, quizás no de forma física por la distancia que hemos tenido que mantener con nuestras parejas o rollos pero sí que ha estado en nuestra mente. Veíamos también cómo ha aumentado en todo el mundo el consumo de pornografía, así lo explicaba Pornhub. También ha aumentado la venta de juguetes sexuales. Poco a poco han empezado, además, a aparecer vídeos pornográficos donde sus protagonistas usan mascarillas e incluso se lavan las manos como parte de las relaciones sexuales.

Ahora también ha cambiado la forma en la que nos hacemos selfies o vídeos en la calle: vamos siempre con mascarilla. Instagram se ve plagada de stories con ellas y esto ha ido despertando una parte erótica que no conocíamos. Y Pornhub no ha tardado en sacarle partido: este nuevo atuendo y los protocolos para que el coronavirus no se propague son los ingredientes principales de Scrubhub, la nueva web de Pornhub. En ella salen vídeos donde hombres y mujeres se lavan las manos de una forma muy sensual y todos ellos tienen muchas más de 50.000 visualizaciones. En los vídeos de esta web no solo salen actrices y actores porno, también puede participar quien quiera compartir su forma de tomar precauciones, solo hace falta rellenar un formulario.

Podemos decir que ha nacido un nuevo fetiche sexual que, en cierta manera, ya existía: el clásico juego de hacer de ‘médicos’. Guantes, mascarillas, vendas, batas y la relación médico-paciente ya eran un clásico dentro de las fantasías. Para algunas personas estas ideas no formaban parte de su imaginario sexual, sin embargo, ahora esa realidad es tan común que cualquiera puede verle su lado sensual y erótico. Y no está nada mal, no solo es una nueva forma de vivir y explorar la sexualidad, sino también de exprimir el lado más positivo que nos puede dejar esta pandemia.

Scrubhub no es solo un nuevo canal de entretenimiento sexual, sino que también busca ayudar a quienes más lo necesiten, por ello todo el dinero que recauden con la web se destinará a organizaciones sin fines de lucro con sede en EE.UU. como Invisible Hands, una organización que da comida a personas en exclusión social o de alto riesgo. Para lanzar esta web Pornhub se asoció con Scott Buscemi, el creador de la web de citas en Amazon. 

No es esta la única forma en la que el sexo durante esta pandemia está reformulándose. También ha nacido el llamado ‘coronasutra’, una nueva versión del kamasutra en el que se comparten posturas donde los rostros están a más de un metro o metro y medio de distancia. Esto es así porque, aunque todavía no se sabe si es posible transmitir el coronavirus a través del fluido vaginal o el semen, sí queda claro que es fácilmente transmitirlo por la saliva, lo que hace que los besos sean una vía directa de contagio.

CN