Carta a la futura novia de mi ex: gracias

Querida futura novia de mi ex,

Aún no sé quién eres y me he tomado la libertad de llamarte "querida". No es uno de esos "querida" pejigueros y cargados de ironía. Todo lo contrario. Vas a estar en la vida de alguien que me ha importado mucho y eso hace que, como mínimo, te tenga aprecio. Teniendo en cuenta quién te ha escogido como compañera, estoy segura de que no vas a ser la típica novia insegura que va a odiarme sólo por haber sido importante en la biografía de nuestra persona en común. Me sorprendería mucho, y para mal, que así fuera.

futura codigo nuevo

Sin embargo, aprovecho para decirte, por si en algún momento tienes dudas, que los dos teníamos muy claro que no funcionaba y que nuestra separación es firme. Pero que de alguna manera siempre estaremos uno en la vida del otro, porque compartimos muchas experiencias. Crecimos y maduramos juntos y eso es algo que marca. Sé que, a veces, las separaciones amistosas dan lugar a sospechas. No malgastes ni un minuto en eso, por favor. Nos vamos a querer siempre, eso es verdad; pero también es verdad que los dos sabemos que con quererse no basta. Los dos sabíamos que merecíamos más. Él te ha escogido a ti para ser su "más" y, precisamente porque siempre le voy a querer, sus decisiones son sagradas. Yo soy su pasado, sí. Pero tú eres su futuro.

Doy por hecho que le vas a cuidar. No sé si vas a quererle más que yo, pero sé que vas a quererle mejor. Eso es lo importante. A estas alturas ya habrás notado que es frágil. Seguramente sepas ya qué heridas me debe y cuáles me legó él. Sabrás también que todas las hicimos sin querer, porque no supimos hacerlo mejor. Por eso te pido que no me guardes rencor si, por mi culpa, tiene algunos miedos. No sé si le conocerás ya tanto como yo, pero seguro que le entiendes mejor y eso me produce mucho alivio, si te soy sincera.

Quería darte las gracias. Creo que de eso va todo esto, en realidad. Quería darte las gracias por existir y por querer a una persona que merece ser querida mejor de lo que yo podía querer en aquel momento. Gracias por compartir tu vida con alguien que ha sido una parte importante de la mía. Creo que, de alguna manera, eso nos une. Y estoy segura de que, nos guste o no, habrá muchas otras cosas que tenemos en común (aparte de lo obvio). Esto va a sonar a peloteo, pero lo cierto es que estoy convencida de que tienes que ser una persona maravillosa.

Os deseo lo mejor. De corazón. De hecho, si en algún momento coincidimos, te regalaré la mejor de mis sonrisas y, si me dejas, hasta un abrazo.

Hasta siempre,

Lítera

Crédito de la imagen: Ashley Sophia Clark