Los beneficios inesperados de echar un polvo para comenzar el día

 

Aunque a veces falte tiempo o cueste ponerse a tono y lo normal sea practicar sexo por las noches, los expertos recomiendan el sexo matutino para encarar mejor el día

¿Cuándo fue la última vez que follaste? ¿Era de noche o de día? ¿Cuándo fue la última vez que echaste ese polvo mañanero que tan bien sienta? La noche, con sus copas, su fiesta, sus misterios y esa sensación de libertad cuando ya se ha acabado la jornada, parece el escenario ideal para liarte con alguien, pero lo cierto es que el sexo matutino tiene un montón de beneficios. Creemos que te lo podías imaginar. 

La revista Men’s Health ha preguntado a algunos expertos cuáles son esos beneficios, y además ha consultado un estudio de Mattress Advisor, aunque advierte que “probablemente no sea el más científico de los estudios”. Consultaron a 1.000 personas que estaban en relaciones viviendo con sus parejas y el 63% de las mujeres dijeron que nunca habían tenido sexo por las mañanas, por solo un 37% de los hombres. En el estudio, además, el 53% de los hombres decían que el sexo les hacía más productivos durante el día, por un 45% de mujeres que así lo veían. 

Esta sensación positiva asociada al sexo matutino, como seguramente hayas tenido posibilidad de comprobar en tu propia piel, tiene una base. Sí, aquel día que llegaste al trabajo como una moto y produjiste más que nunca y lo atribuiste al buen polvo que habías echado de buena mañana, seguramente tenías razón. Y a muchxs otrxs les pasa. 

Básicamente, cuando tienes relaciones sexuales liberas endorfinas, que son las hormonas del bienestar, y éstas funcionan muy bien para encarar el día. Las endorfinas también ayudan a reducir la sensación de dolor. “Estas hormonas crean sensaciones de relajación y alivio de la ansiedad y la depresión”, explica a Men’s Health la investigadora Maria Sophocles. “Esto son pluses para empezar el día con el pie derecho”, añade. 

El sexo ayuda también a liberar oxitocina, una hormona antiestrés que también te hace sentir más relajado y conectado con tu pareja. De hecho, la llaman la hormona del amor. Ah, no olvidemos que el sexo ayuda también a reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares y también mejora la salud de la próstata, la vejiga y los senos en el caso de las mujeres. 

Esas hormonas, si te vas a dormir después, seguramente hayan perdido su efecto a la mañana siguiente. Pero con el polvo matutino, seguramente notes su efecto durante las horas posteriores y te sientas de maravilla ya en el trabajo. Aunque es posible que pasadas unas horas se haya relajado el efecto de las hormonas, si has empezado el día con buen pie, más concentrado y más relajado, es bastante probable que luego te cueste menos mantenerte así que si has empezado de mal humor. 

Es cierto que hay personas a las que por la mañana les cuesta ponerse a tono. Y entre que te activas y no te activas, te llega la hora de irte a trabajar. La falta de tiempo es seguramente la principal enemiga del sexo matutino, pero si vives en pareja y os lo podéis permitir, la alarma una hora antes y una buena sesión de sexo por la mañana podrían sentaros mejor que una tostada con aguacate. O si no, date el placer los fines de semana.