5 preguntas incómodas que deberías hacer en la primera cita

'¿Quieres volver a quedar?' o '¿qué buscas en una relación?' son cuestiones que es mejor soltar cuanto antes

Tinder date. Bumble date. Badoo date. El mundo de las citas es una jungla impredecible cuyo éxito escapa a fórmulas milagrosas y estrategias prediseñadas. Porque cada date es única. Y porque las relaciones humanas son tan complejas que requieren de ese toque de sintonía que resulta imposible forzar. Sin embargo, según cuentan desde Business Insider, hay unas cuantas preguntas que puedes hacer en tu primera cita para encauzarla y aumentar las probabilidades de éxito. Estas son las 5 mejores:

1. ¿Qué buscas en una relación?

La temida pregunta. Formularla es una invitación a la honestidad, al desnudo integral. Y aunque resulte un tanto intensa para una primera cita, es muy importante conocer qué motivaciones tiene la otra persona antes de implicarse emocionalmente en una posible relación, según explica el sitio de citas eHarmony. Mejor ahora que dentro de cinco citas. Y de paso invitas a tu date a hablar de sí mismo, lo que te permitirá conocerlo un poquito mejor.

2. ¿Qué debería saber de ti?

Hay secretos o aspectos más comprometidos de uno mismo que resulta más complicado compartir cuando una relación se ha solidificado. Tienes algo que perder, tienes una imagen determinada que mantener. Por eso,según eHarmony, hacer esta pregunta en una primera cita puede ser un enorme acierto, ya que hay más posibilidades de que ambos se abran más acerca de quiénes son, qué les gusta o si tienen algún hábito inusual.

3. ¿Qué piensas de esto?

La disparidad de opiniones en una relación es un bien muy preciado. Pero algunas personas cuentan con valores morales o visiones vitales que consideran imprescindible en la otra persona para poder iniciar una relación. Así que si tú eres una de ellas, lo más acertado es no perder el tiempo e ir al grano cuanto antes. Tan sencillo como preguntar, sin prejuicios y con ganas de escuchar la respuesta.

4. ¿Eres feliz con eso?

Una buena forma de conocer realmente a una persona es buceando en su estado emocional y preguntar si está contento de verdad con un aspecto de su vida que que te explique. Tal y como dice un artículo de Elite Daily, "mientras no hagas la pregunta de forma crítica, no hay ninguna razón por la que deban sentirse ofendidos". Se trata de ir más allá de los hechos. A las intenciones reales. A la persona real.

5. ¿Quieres volver a quedar?

Reconozcámoslo: todos preferimos volver a casa y tantear desde la seguridad de WhatsApp la posibilidad de una segunda cita. Pero hacer esta pregunta justo al terminar de la primera cita tiene muchas ventajas. Por un lado, abre un escenario de honestidad y humanidad que te ahorrará las especulaciones. Y por otro, y muy importante, es un ejercicio de valentía. Tanto si consigues esa segunda cita como si no, tu seguridad al preguntarlo cara a cara reforzará tu autoestima.