Los sapiosexuales: excitación por la inteligencia

Todas las personas somos distintas y es complicado para algunas determinar qué es aquello que buscan en una pareja; hay muchos quienes no se fijan en nada en particular, sino simplemente sienten, es decir, pueden experimentar atracción por una sonrisa, una forma de ser, una mirada, entre otras cosas; no obstante, hay otro grupo en bastante auge que condicionan una relación a cierto aspecto el cual, si no es tenido por la otra persona, determina desde el primer momento una probabilidad nula de salir con ella. En el caso de los sapiosexuales ese factor esencial es la inteligencia, y no es aparentar ser inteligente, como muchos creerían, o vestir de manera nerda, es en verdad tener algo interesante en el cerebro. Veamos una opinión de una sapiosexual:

“Siento excitación cuando un hombre habla de temas novedosos, ya sea de literatura, tecnología o ciencia, pero eso no significa que no me fije en su aspecto físico o en sus sentimientos, aunque le dé total prioridad a la intelectualidad de sus conversaciones”

Los hombres también están siguiendo esta tendencia, llegando inclusive a afirmar que ellos disfrutan del romance intelectual, lo cual en otras palabras es recibir y dar frases de amor pero inyectadas de inteligencia, algo así como: “tú eres mi Atenea porque tras tu sabiduría me siento resguardado de las más infames injusticias de este caótico mundo”; es similar a jugar con las palabras pero insertándoles conocimiento y sentimiento. Cuantas más palabras inusuales se utilicen, mayor fortaleza y profundidad tendrá el mensaje. De hecho, muchos sapiosexuales afirman que sus relaciones sexuales mejoran considerablemente cuando en el acto se traen a coalición frases de este tipo.

Ahora, ¿por qué está de moda esta tendencia? Tal vez son demasiados los factores influyentes; sin embargo, uno de los que más fuerza pudo haber tenido es que hoy en día el sexo es fácil de encontrar casi que en cualquier parte, lo cual motiva a las personas a buscar algo diferente. Muchos se sienten atraídos por eso: alguien que destaque del montón; y dado a la lastimosa realidad actual de que "nadie quiere pensar", los inteligentes se han vuelto populares.

Algunos personajes de la televisión preferidos por los sapiosexuales podrían ser: Hermione Granger, de la saga Harry Potter; Leonard Hofstadter, de la serie The Big Bang Theory; o Spencer Reid, de Criminal Minds. El objetivo de hallar a alguien de este tipo es que con una conversación uno podría aprender muchas cosas nuevas, no limitando la relación solo a las caricias, el acto sexual o los gustos afines. Conclusión: ¡a poner a la inteligencia de moda!

Crédito de la imagen: temporadafinal.com