Los principales motivos por los que la gente es infeliz

Las circunstancias vitales son mucho más importante de lo que pensamos

En una sociedad, la occidental, donde cubrir las necesidades básicas resulta relativamente asequible, todas las miradas están puestas en la felicidad. No nos conformamos, como el resto de los animales, con sobrevivir al día, sino que queremos alcanzar un estado superior de armonía. Pero no es sencillo. Como probablemente conozcas de primera mano, la felicidad es muy esquiva en ocasiones, motivo por el cual nos enganchamos a charlas motivaciones, libros de autoayuda y teorías de la alegría. Pero ¿y si lo vemos desde una perspectiva opuesta? ¿Y si analizamos las causas de la infelicidad para simplemente acabar con ellas?

Este es el planteamiento que Sebastian Ocklenburg, especialista en biopsicología en la Universidad de Ruhr, en Alemania, plantea en un artículo para Psychology Today. Aunque ciertamente cada persona es un mundo y se ve afectada de una manera u otra por los diferentes eventos dramáticos, "algunas cosas están relacionadas con sentirse miserable para la gran mayoría de las personas". ¿Cuáles exactamente? Las principales han sido aisladas por un equipo de investigadores británicos en un estudio publicado en la revista Social Choice and Welfare. Al fin tenemos una lista con las claves de la infelicidad y el sentirse miserable.

Una lista muy heterogénea. En ella encontramos circunstancias como no haber trabajado ni buscado empleo en mucho tiempo, tener bajos niveles de educación, padecer problemas de salud o vivir en alquiler en lugar de en propiedad. Probablemente no sean la clase de clave que esperabas, pero más allá de los dramas personales, las verdaderas causas de la infelicidad parecen encontrarse en condiciones muy genéricas. No en vano, el 77% de las personas que participaron en este estudio las reunían, lo que evidencia que la economía, la comodidad y las oportunidades en la vida son determinantes para nuestro estado emocional.

Además, los investigadores descubrieron otras dos circunstancias bastante sorprendentes. Por un lado, que tener más de 30 años aumenta las posibilidades de insatisfacción. Por desgracia, el paso del tiempo muestra una brutal indiferencia a nuestros intereses y nuestra felicidad, así que poco podemos hacer contra ello. Por otro lado, la soltería. En principio, esto podría rayarte, ya que seguro que has tenido momentos de soltería y tranquilidad emocional muy felices. No obstante, somos seres sociales y estar en pareja es un antídoto muy efectivo contra la soledad cuando no tienes muchos amigxs o familiares.

En cualquier caso, tienes que tener en cuenta una cosita: "es la combinación de estos factores lo que se relaciona con sentirse miserable". Esto implica que estar solterx, no tener trabajo o sufrir algún problema de salud no te envía directamente al baúl de los infelices. Piénsalo más como una red interconectada. Así, si no tienes trabajo y estás soltero, ambos factores se retroalimentan negativamente. O si estás enfermo y estás buscando trabajo, porque obviamente cada factor empeora el otro. Lejos de confiar en recetas mágicas, todo lo que ahuyenta la infelicidad es bastante prosaico, aunque cueste conseguirlo.