6 trucos diarios para tener una memoria de oro y recordar cada detalle

Es tan fácil como poner en práctica unos pequeños ejercicios que te ayudarán a estar más centradx de lo que crees

A medida que nos vamos haciendo mayores, nuestra memoria va declinando. Muchos lo tenemos asumido como un proceso natural con el que no se puede hacer nada, pero el doctor Richard Restak, neurólogo y catedrático de la Facultad de Medicina del Hospital Universitario de George Washington lo desmiente. Asegura que no es un proceso inevitable y nos da consejos para luchar contra ello.

Prestar más atención

Muchas veces, cuando alguien dice que no lo ha entendido o que no se acuerda de lo que le explicaron (típico de los alumnos: "Esto no lo hicimos el año pasado"), es porque simplemente no estaba escuchando o prestando suficiente atención.

Tener retos diarios

Si el trabajo o la vida en general no te obliga a tener retos diarios, convendría que te los pusieras tú mismo durante tu día a día. Restak, por ejemplo, propone memorizar la lista de la compra e ir al mercado sin mirar el papel o móvil, o memorizar poemas o recetas.

Juega

Hay juegos, como el bridge o el ajedrez, que te hacen pensar y son muy buenos para la memoria, como lo son muchos juegos de mesa. Jugar a juegos que requieren de nuestras neuronas más activas, siempre es positivo y, además, divertido.

¡Lee!

Como no, la lectura siempre es una forma de crecimiento espiritual e intelectual, además de una de las mejores maneras de pasar el rato. El doctor Restak dice que ha comprobado, después de muchos años de experiencia y muchos pacientes a su espalda, que las personas que leen (desde novelas hasta los periódicos) son mucho más activas mentalmente y evitan que se les fría el cerebro.

No abuses de la tecnología

Usar para todo la calculadora, apuntarlo todo y usar siempre el móvil para evitar pensar lo más mínimo, obviamente, no ayuda para nada a evitar que tu memoria no vaya disminuyendo

En algunos casos, ir a terapia

El estado de ánimo, más allá de la salud mental, también es muy importante para nuestro cuerpo. La depresión pone de ejemplo el doctor, es uno de los motivos principales de pérdida de memoria, ya que afecta al hipocampo (el centro de acceso de la memoria) y a la amígdala (la parte del cerebro que controla las emociones y el comportamiento emocional). Estas dos partes están vinculadas de forma que cuando estamos tristes o deprimidos tenemos la tendencia de solo recordar las cosas tristes y olvidar el resto. "El tratamiento de la depresión, ya sea con terapia o con fármacos, va bien para recuperar la memoria", asegura Restak.