El método más eficaz para vivir este verano con optimismo

Tras una pandemia siempre resulta difícil encontrar los motivos para el optimismo, por suerte, siempre habrá maneras de encontrarlo y traerlo de vuelta

El último año no es que haya sido malo, no, ha sido lo siguiente. Y no, no vamos a descubrirte nada nuevo después de que te hayas tirado meses confinadx, con el trabajo y los estudios a medio gas, sin pegarte una fiesta en condiciones desde ya ni te acuerdas y con las apps de ligue a niveles de pereza máximos. Siendo honestxs ni siquiera se está viendo el desparrame que muchxs esperaban con el fin del confinamiento y de las mascarillas al aire libre porque, la verdad, la mayoría tenemos el ánimo un poco por los suelos. 

Mantenerse positivx y optimistx cuando parece que nada acaba de funcionar es muy complicado y con las expectativas a nivel laboral que tenemos en nuestro país resulta un poco difícil no venirse un poco abajo. Pero STOP. Ha llegado el verano, probablemente estés vacunadx o a punto de estarlo y hay miles de motivos para cambiar ese state of mind tan negativo que te acompaña. Es el momento de escuchar esa vocecita que te pide cambios, que quiere sentirse realizada y que quiere llevar a la acción todos esos anhelos que llevas meses (o años) reprimiendo.

Seguro que tú también tienes una pasión que no has podido llevar a cabo. Ese viaje, ese curso de manualidades o ese hobby que te llenaría por dentro pero se choca de frente con tu pesimismo y tu tendencia a procrastinar. El optimismo es algo que se genera a través de la acción y que es como una bola de nieve: cuanto más haces mejor te sientes. Y eso se nota en ti y en tu alrededor. Eso mismo es que ha querido hacer el artista Okuda San Miguel subiéndose a un andamio y llenando de color las ciudades de Madrid y Valencia.

Con sus inmensos murales repletos de formas geométricas y multicolor, el santanderino no solamente disfruta de lo que a él le apasiona y le ha valido reconocimiento mundial, sino que consigue que todo aquel que levante la vista hacia su obra sienta la energía y el optimismo de sus pinturas. Este es precisamente el mensaje que Zalando ha querido hacer llegar con #ActivistofOptimism, una campaña que se inició el pasado 23 de mayo y en la que participan artistas de toda Europa y que en España tiene como protagonista a Okuda San Miguel y al artista barcelonés, Sixe Paredes.

Sus murales en Valencia (junto a la estación del AVE) y en Madrid Río son todo un canto al optimismo en pleno Orgullo. Por eso ambas reflexionan sobre una temática que nos afecta a todxs y que es fundamental defender: los derechos de la comunidad LGTBI+. Y esa inyección de color y optimismo quedará allí como regalo a los habitantes de las ciudades que se acerquen a contemplarlas. Una contribución a un momento en el que todxs necesitamos un empujoncito para sacar ese lado positivo de nuestro interior y dar el paso para ser también activistas de optimismo.

CN

Así que si eres de esas personas que quiere fluir pero aún no se decide, tenemos un método para sacar el optimismo de tu interior y ponerlo a manifestarse. Se trata de sacar un papel en blanco y apuntar todas aquellas cosas que te gustaría hacer pero que no te has atrevido a hacer por miedo, pereza, etc. Ahora intenta ser objetivo y seleccionar aquellas que realmente te harían sentir mejor y que no hay ningún motivo para no hacerlas. ¿Ya está? Pues bien, quédate solamente con tres. Por muy simples que sean, tres es un número suficiente para dar ese paso.

Ahora viene lo más complicado: coloca cada una de ellas en un mes del verano, es decir, julio, agosto y septiembre. El objetivo es que tengas todo un mes para dedicarte exclusivamente a realizar esa actividad sin preocuparte de nada más. Se trata de hacer un hueco real en tu agenda para dedicar un rato cada día del mes a eso que te va a hacer sentir bien. No importa si la actividad solo se puede hacer una vez, invierte el tiempo en prepararla y sentir la emoción de que, por fin, vas a realizarla.

CN

Visualízate practicándola y experimenta las sensaciones que sentirás cuando seas capaz de cumplir con tu sueño. ¿Ya sientes el cambio? Al final, muchas veces solo tenemos que ser capaces de darnos cuenta de lo que necesitamos y ponernos a ello sin dejar que la pereza, el miedo o la ansiedad nos impidan lanzarnos de pleno a conseguirlo. Sabemos que pasar del pesimismo al optimismo no es fácil, pero con pequeños pasos y sabiendo dónde está la meta siempre es más fácil avanzar.

Hay quien, como Okuda, encuentra la inspiración en lo alto de un andamio. Hay quien se llena de energía en una montaña o flotando en las aguas de una cala solitaria. El caso es escuchar, ver y dejarse inspirar de la positividad que nos envuelve. Contemplar una obra de arte, irte a una terraza con amigues o iniciar un proyecto personal son muchas maneras diferentes de salir del bucle negativo que nos ha traído el último año. Ha llegado el momento de convertir nuestros deseos en realidad y nuestros miedos en esperanza. Porque sin optimismo se vive peor y, por suerte, este verano tenemos muchos motivos para volver a sonreír.