Encontramos a las chicas de 'Ayúdame', uno de los primeros virales de Youtube en España

Lo que empezó como un trabajo de instituto en Texas, terminó siendo un viral en España

Ayúrame, yo tengo muchos querheseres. Ayúrame, porque mi casa está susia. Dos versos que siguen retumbando en mi cabeza desde 2009. En los próximos meses se cumplirán diez años de uno de los primeros virales en YouTube y he tenido la necesidad de hablar con sus creadoras después de tanto tiempo. Un par de googleadas, unos stalkeos por Instagram y ¡CHAS!: las encontré. La maravillosa historia que hay detrás comienza en Texas, Estados Unidos. Blair —la que pide ayura— y Kelsey, su amiga viral, crecieron, se licenciaron y casi han perdido el contacto por el devenir de la vida.

Pero lo más sorprendente es que tanto la idea —o parte de ella— como la ejecución corrió a cargo de Taylor, hermana mayor de Blair, que se encargó de subir el inocente vídeo a YouTube y vio cómo en unos días eran virales a 8.000 km de sus casas. Si quieres saber cómo gestaron el que posiblemente sea el primer trap de la historia de España en los tiempos de las BlackBerrys y los minijuegos de Facebook, haz un scroll y entrégate a los querheseres

Código Nuevo: Primero de todo, y para que sepamos cómo empezó todo, contadme: ¿de dónde sois y cómo os conocisteis?

Kelsey: Blair y yo fuimos juntas a la escuela secundaria y estábamos en la misma clase de Español en Texas.

Taylor: Conocí a Blair el día después de que naciera (risas) —lógico, es su hermana mayor—.

CN: ¿Cómo se os ocurrió la idea de hacer el vídeo? Por lo que he descubierto, Taylor tuvo la idea pero las otras dos aparecéis en el video.

Blair: Espera, ¿la idea la tuvo Taylor? Estoy bastante segura de que la tuvimos nosotras porque era un encargo de clase. Ya ni recuerdo cuál era la tarea.

K: Sí. Blair y yo teníamos unos deberes que consistían en hacer un vídeo incorporando las palabras del vocabulario semanal, y esa semana eran sobre quehaceres. Taylor nos ayudó con el vídeo porque ya tenía su propio canal de YouTube y sabía editar.

T: OMG, Kelsey al rescate. Yo tampoco recordaba cómo fue. Solo recuerdo que mi madre me pidió que os ayudara y pensé que sería divertido. Tuve que venir de la universidad para sacaros del apuro. 

B: ¡Y lo hiciste! Creo que Kelsey escribió casi toda la letra. El español se le daba mejor que a mí. 

T: Ayudé con una frase, pero la lié. Y muchos nativos españoles me han llamado la atención por ello. Obviamente, no hablo español fluido…

B: ¿Qué frase era?

T: “No quiero limpiar, pero yo debo.”

B: I don’t want to clean but I have to!

K: Para mí tiene mucho sentido.

B: “Yo también” —dicho en español—.

Taylor

CN: ¿Cómo fue el proceso creativo? ¿Hubo mucha improvisación o preparasteis cosas de antemano?

K: Blair y yo preparamos el guión antes, pero tuvimos que improvisar la mayoría de cosas.

B: Sí, casi todas mis ‘habilidades’ locas de bailarina fueron improvisadas.

T: Íbamos a grabar, miramos por la habitación y pensamos: “¿cómo ilustramos de forma divertida esta tarea tan aburrida?”.

CN: Me fascina la base de la canción. ¿De dónde la sacasteis?

B: Por lo que recuerdo, Taylor la hizo en GarageBand.

T: No…

B: Claro, Taylor.

K: ¿Cómo? ¿No la hiciste tú? Recuerdo que hiciste magia con el ordenador y salió esa base.

T: La hizo mi ex... Y grabamos la letra en una o dos tomas.

B: ¿Y él sabe que la canción se hizo viral?

T: Ni idea, tía. Pero es un buen beat. Creo que aún hace música.

CN: Blair y Kelsey, las protagonistas del vídeo. ¿Qué opinión teníais del viral? 

B: Odiaba ese vídeo.

K: A mí me encantaba.

B: Vale, a mí me encantó cuando lo vimos juntas por primera vez, después empecé a ver reacciones de haters y me destrozó. Aunque ahora me encanta.

K: Sí, hubo comentarios muy malos.

T: Sinceramente, me arrepiento bastante de haberlo subido. No tenía NI IDEA de que se haría viral (en serio, ¿alguien puede contarme cómo ocurrió?). Tan solo pensaba que mi círculo de amigos de YouTube lo vería, comentaría lo divertido que era, unas 2.000 visitas, y luego se olvidarían. Al tiempo yo, probablemente, lo eliminaría. En cambio...

B: Ya, nunca pensé que lo petaría. Nunca. ¿Cómo lo encontraron?

K: Ahora siempre lo uso para presentarme en el trabajo y cosas así (risas).

B: De verdad, nadie me cree cuando les digo que la de la diadema blanca soy yo.

Kelsey

CN: El vídeo se hizo viral y fue, probablemente, uno de los primeros éxitos de YouTube en España. ¿Cómo vivisteis esa situación?

B: ¿Lo fue?

T: Recuerdo ver como subían las reproducciones rapidísimo, estaba en SHOCK y confundida. Unos meses después, recibí la llamada de un periodista desde España que me dijo que se había hecho viral. No tenía ni idea. Sólo había visto los números. Fue entonces cuando vi la demografía de las visitas y había un montón de países viéndolo. ¡LOQUÍSIMO!

K: Yo recuerdo tener solicitudes de amistad en Facebook desde América Latina.

T: ¿En serio?

K: Sí, de hecho aún los tengo de amigos en Facebook.

T: Yo recibo un montón de mensajes de “AYÚDAME!” en Facebook e Instagram.

B: Yo también.

CN: ¿Y cómo fue la fama para Blair y Kelsey?

B: Bueno, recuerdo que me pararon en un festival en Austin y me preguntaron si era la de “Ayúdame”. Me pidieron una foto.

K: Increíble.

B: Fue muy raro.

T: Wow, ya ni me acordaba. Tiempo después expliqué a algunos amigos de Venezuela y México que yo había hecho el vídeo y estaban en plan “OH, ¿LO HICISTE TÚ? ¡Crecí viendo ese video!”

B: Yo también he vivido un par de situaciones así.

T: Mola bastante, si lo piensas. Creo que el apoyo se ha hecho más fuerte y hay gente a la que le ENCANTA el vídeo. Pero lo digo yo que, por desgracia, no salgo en él y no tuve que sufrir las consecuencias.

K: Con el tiempo el tono de los comentarios ha cambiado drásticamente. De “estúpidos gringos” a “¡esto es oro!”

B: Además YouTube también ha cambiado desde entonces. Lo que no comprendo es cómo la gente no entendía que teníamos literalmente 13 años.

K: Yo dejé de leer los comentarios muy temprano. Iban con maldad.

B: Con mucha, mucha maldad.

T: YouTube siempre ha sido territorio friendly para haters con opiniones horribles que no tienen nada mejor que hacer. Probablemente por eso dejamos de usarlo. Nos unimos en 2006, cuando era una comunidad de amigos creativos que se apoyaban, pero dejó de ser eso. Especialmente cuando publicamos “Ayúdame”.

B: Bueno, incluso ahora, nadie hace muchas tonterías. Todo son vlogs. La época dorada de YouTube fue hace mucho.

T: Quizás "Ayúdame" marcó el final de la cumbre. Al menos para nosotras. Obviamente, todavía soy muy sensible respecto a mi relación con YouTube.

Taylor

CN: Han pasado casi diez años desde que publicasteis el vídeo. ¿Cómo han ido vuestras vidas?

T: Wow, ¡diez años! Soy una vieja.

B: Yo me acabo de graduar en la universidad. He sido niñera y ahora quiero ser comadrona.

K: Yo también me gradué. Ahora trabajo de ingeniera en una empresa tecnológica.

T: ¡Mi vida ha dado muchos tumbos!

CN: No sé si conocéis la música trap. ¿Creéis que es posible que vosotras hiciérais la primera canción trap de la historia?

K: Jajaja, no estoy segura de poder afirmar eso. Puedo ver las similitudes, pero…

B: He oído hablar del trap. No me acaba de gustar.

T: No conozco ese estilo. Y si fue creado por “Ayúdame”, fue creado por mi ex.

CN: Eso le fliparía a Young Beef y compañía. Volviendo a 2009, ¿Blair y Kelsey aprobaron el trabajo de clase?

K: ¡Sí! Un 9,8.

T: Aún me fastidia que no fuera un perfecto 10.

K: Debería haberlo sido, era genial.

B: Nuestra profesora aún alardea sobre ello. Seguro que la mitad de las visitas son suyas, la verdad.

CN: ¡Cómo, cómo! ¿La profesora sabía que os hicisteis virales? ¿Cuál fue su reacción al ver el vídeo?

K: Le encantó, sin duda.

B: Creo que incluso lo pusieron en nuestra graduación de secundaria, ¿no?

K: OMG, creo que sí lo hizo.

B: Sí, sí lo hizo. Porque mi crush lo vio y yo estaba mortificada. Íbamos juntos a clase de latín.

CN: ¿Habéis pensado en hacer una secuela para el vídeo?

K: Sinceramente, haría un remake, si pudiera.

T: Sí, me había olvidado por completo que hace cuatro años quería hacer otra versión en japonés. Y creo que debería hacerlo ahora, que ya sé hablarlo.

K: Destrozaríamos el japonés como destrozamos el español.

T: Y yo os salvaría en la misma medida que lo hice. Así que en conjunto iría bastante bien: dos grandes errores.

Taylor

CN: Sabéis que “quehaceres” es una palabra bastante inusual en español, ¿no?

T: ¿En serio? Siempre había aprendido que “chores” era “quehaceres”.

K: Yo no sabía que “quehaceres” era una palabra rara hasta que algunos hablantes nativos nos lo dijeron.

T: Pero sé que Blair y Kelsey lo pronunciaban mal, sin ánimo de ofender. Decían “querheseres”. También nos lo dijeron hablantes nativos.

CN: Vuestro vídeo tiene casi seis millones de visitas. ¿Sois o fuisteis conscientes de su éxito?

K: Sí, todo el mundo a quien se lo enseño destaca el número de visitas.

T: Seis millones ya no es tanto hoy en día, pero estoy muy orgullosa de ello. Todavía pongo mi canal de YouTube en mi CV. Bueno, a veces.

K: Yo debería añadirlo al mío en “datos de interés” .

CN: Una última pregunta: ¿Kelsey acabó ayudando a Blair en sus quehaceres?

K: Blair me llamó para que la ayudará y acabó por no hacer nada.

B: Pero le pedí AYUDA.

K: Típico de Blair.

B: Kelsey lo hizo todo. Como siempre hacía en los trabajos en grupo.

K: Obviamente, en 2009 era más fácil ser divertido.