Su Magia Y Su Energia Están Llevando A 'La La Land' Hasta Lo Más Alto

La La Land (Ciudad de las estrellas) tiene todas las papeletas para convertirse en la película del año. Así lo ha demostrado al ganar las 7 estatuillas a las que optaba en la gala de Los Globos de Oro que se celebró anoche. Aunque eso no garantizará nuestro amor supremo y eterno, al menos hasta que la veamos en cines este viernes (13 de enero).

la la land

No es de extrañar que La La Land sea una auténtica revelación. Su director, Damien Chazelle, ya nos deslumbró con su ópera prima, Whiplash, y ahora vuelve con ese punto de madurez, capaz de dejarnos aún más boquiabiertos. 

Su segunda película vuelve a poner sobre la mesa la ambición de jóvenes que luchan por perseguir sus sueños en el mundo del arte- Esta vez, sin embargo, apuesta por el arriesgado género del musical. Algo verdaderamente complicado, pero de lo que, no solo sale completamente airoso, sino que consigue revalorizar este género como se merece desde hace mucho tiempo. Es más, con este reto, se reivindica y demuestra la evolución de un joven prodigio, el propio Chazelle.

la la land

Pero la razón que la ha llevado a la cima es muy sencilla: ser una película atrevida y pasional que cuenta las emociones de forma ambiciosa y novedosa. Ya lo decía la propia Emma Stone cuando recibía el premio a mejor actriz protagonista en la categoría comedia o musical: “es una película para soñadores”. La La Land tiene ritmo, color, la belleza de un musical y una vitalidad narrativa absorbente, pero sobre todo, cuenta con un magnetismo especial, que sacude al espectador como si estuviera en una montaña rusa entre la melancolía y el optimismo.

Al igual que sus protagonistas, Ryan Gosling y Emma Stone, el público danza por las calles de Los Ángeles, mientras vive una dicotomía entre los sueños que quedan por cumplir y las debilidades del deseo. Y es que la multipremiada película cumple con todos los requisitos para triunfar: aporta recursos vanguardistas al musical clásico, está dirigida por un joven director lleno de sueños y ambiciones que sabe trasladarlo a sus protagonistas, y lo más importante, traslada sus ganas de vivir y hacer cine.

Así que, al igual que su poderoso inicio, La La Land ha arrancado este 2017 de la mejor forma posible. Veremos si sus sueños se siguen cumpliendo en la carrera hacia los Oscar.