5 Pintoras Brutales Que NO Son Frida Kahlo

Sí, yo también adoro a Magdalena Carmen Frida Kahlo Calderón. Adoro sus pinturas, sus escritos, sus sentencias maravillosas, su actitud decidida, su pasión por el amor... ¡incluso sus cejas! Aclarado esto, con los seguidores de Frida 'calmaditos', me gustaría hablaros de otras artistas plásticas con tanto o más talento que doña Kahlo pero cuya obra no ha tenido (ni tendrá) la misma repercusión. Pintoras maravillosas del XX y el XXI que han creado (o siguen creando) siempre desde una perspectiva única y personal.

Tamara de Lempicka

Era una niña rica con mucho carácter que, con tan sólo 12 años, pintó su primer retrato. Cuando, poco más tarde, viajó a Italia con su abuela y visitó museos y exposiciones con los lienzos de los grandes artistas de todos los tiempos, lo vio claro: el amor de su vida sería la pintura. Su obra, repleta de retratos femeninos y desnudos, tiene un trazo especial e inimitable que funde contrastes, luces y sombras, volúmenes y perfiles, estilos antiguos y modernos.


Samira Abassy

Es una artista iraní que se mudó al Reino Unido junto a su familia cuando era muy joven, donde se formó como pintora y escultora. Ha recibido varios premios y ha participado en numerosas exposiciones grupales e individuales. El talento y la fuerza expresiva de su obra es indiscutible. Trazo firme y colores sólidos para materializar emociones poco tangibles.


Elena Shlegel

La obra de la pintora rusa Elena Shlegel está repleta de colores luminosos y mujeres que tejen ciudades enteras con hilos de araña. En sus lienzos también aparecen de vez en cuando mariposas, caballos, pavos reales, gatos, caballeros, escaleras y objetos de tocador delineados entre lo real y lo mítico. Todo ello, para conformar un universo onírico a medio camino entre el trazo de Klimt y los mundos de Alicia.


Elizabeth Peyton

Es una dibujante, pintora y fotógrafa americana. Como nació con tan sólo dos dedos en la mano derecha, aprendió a pintar y dibujar con la izquierda en cuanto ingresó en la Escuela de Artes Visuales de Nueva York. Es notoriamente conocida por retratar a grandes personalidades basándose en fotografías históricas (¿reconoces al rockero de la imagen?), a las que les impregna un carácter especial, apropiándose de la imagen y convirtiéndola en una obra totalmente nueva.


Carle Shi

Por si nos atrevíamos a dudarlo un instante, con los cuadros de Carle Shi queda claro: la realidad supera a la ficción y, en ocasiones, es bastante perturbadora. Mujeres de carne rosada que amamantan a cachorros, mujeres que caminan entre la niebla, gemelas que miran al vacío sorprendidas por la nada... Con la precisión de la fotografía pero la intensidad de la pintura, estos retratos no te dejarán indiferente.


Los que entienden de arte dicen que no es tan complicado pintar, adquirir una técnica, como sí lo es configurar un universo propio y original a través de la pintura que emocione al espectador. Quizás Kahlo no ejecutaba sus creaciones con la técnica más precisa pero lo que sí es indiscutible es que el imaginario que consiguió configurar a través de cada lienzo es inimitable. El problema (por llamarlo de algún modo) es que cuando una artista trasciende de este modo y se convierte en icono pop, sus incondicionales se relajan y se contentan con llevar la estampa de sus ídolos en camisetas, 'tote bags' y tazas del desayuno. Si realmente tienes curiosidad por el arte femenino te invitamos a que tires del hilo; descubrirás a artistas tan maravillosas como estas.