Lo que me hubiera gustado saber antes de bajarme Tinder por primera vez

Nadie dijo que ligar por una app fuera fácil, pero con estos consejos te será más difícil liarla. 

Desde que Tinder apareció en nuestras vidas hace algunos años, algunas personas ya nos hemos olvidado de lo que era ligar sin que la tecnología fuera la nueva Celestina. Aquello de “¿Tienes fuego?” para arrimar cebolleta o desvestir a algún aspirante a príncipe azul parece que ha pasado a mejor vida. Hoy solo tienes que deslizar el dedo por la pantalla de la aplicación, darle al like cuando te seduzca algún perfil y conseguir un match, que es cuando se te notifica de que ese like es recíproco. Parece fácil y quizá lo es, pero esto no significa que no haya riesgos y dudas. Para prevenir meteduras de pata, ansiedades innecesarias y seres indeseables, aquí va esta breve guía sobre lo que me hubiera gustado saber antes de bajarme Tinder por primera vez.

Resultado de imagen de tinder gif

1. Que no cunda el pánico

Al descargar la app lo primero que te va a pedir es que te registres a través de tu cuenta de Facebook. Pero tranqui, no lloriquees porque tus contactos no van a recibir información sobre tu nueva afición, es solo para evitar que la gente se registre con perfiles falsos.

2. Prepárate para ver caras conocidas

Aunque te abras Tinder para conocer gente nueva, puede que te encuentres allí a medio barrio, a la gente de tu carrera, al novio de tu mejor amiga (que siempre negará semejante pillada) o a tu ex. ¿El motivo? La app te pide que mantengas activada la ubicación de tu teléfono móvil dado que te sugiere aquellos perfiles más próximos. No obstante, también tienes la opción de configurar y ampliar el kilometraje. A veces no está mal probar un affaire entre Galicia y Murcia, Cataluña y Huelva, Canarias y Ceuta.

3. Elige una foto convincente y no finjas ser quien no eres

Recuerda también que el postureo es antierótico y que las fotos borracho con amigos solamente le interesan a tus amigos, ¿ok? Cada vez que veo el perfil de un tío con un cubata en la mano y cuatro tíos más que no pueden ni abrir los ojos, me parece tan deprimente que se me seca la vagina y hago un nope inmediato. Si te gusta el surf no pongas cinco fotos haciendo surf si no quieres resultar cansino. Si te gusta hacerte mil y una foto porque te crees que estás muy buena, al menos disimula que no te lo tienes creído. Si has viajado a Londres recientemente, no compartas las fotos de tu experiencia internacional aquí porque aburres y hay tropecientos perfiles similares al tuyo. Suena cruel, pero si me permites el paternalismo, es por tu bien.

4. No seas imbécil y cúrrate una buena carta de presentación

Esto marca la diferencia y puede incentivar la curiosidad de aquellas personas que contemplen tu perfil. Evita poner cosas genéricas tipo: “Me gusta viajar, los animales y comer pollo frito”. También es recomendable que prescindas de frases intensitas porque en Tinder se viene a follar (y lo que surja), no a que un psicoanalista profundice en tu mundo interior o a constatar que eres una persona con muy buen corazón. 

Imagen relacionada

5. Vas a rechazar a mucha gente

Encontrarás personas que parece que tienen problemas de higiene, perfiles sin foto, tíos asquerosos, tías arrogantes y alguna que otra persona que antes de tener acceso a la app necesita pasar una temporada (con todos mis respetos y mi cruda sinceridad) en un manicomio. Tinder también te permite salir de tu burbuja de ingenuidad: los feos y las feas también recurren a él porque al igual que tú necesitan ligar.

6. Puede que rechaces al hombre o a la mujer de tus sueños por error y la suerte jamás te devuelva el golpe

Puede ocurrir que estés tan afanado en rechazar perfiles que al final “pases” aquel en el que una persona te parezca atractiva o interesante. Te lamentarás y te prometerás a ti mismo que serás más prudente, cuidadoso y controlarás los movimientos de tu dedo sobre la pantalla del móvil. En algunas ocasiones, quizá Tinder te sugiera de nuevo el perfil rechazado. No sé muy bien por qué, pero tú por si acaso, reza y ponle una vela a San Antonio.

7. Si eres muy exigente o la desesperación se apodera de ti porque agotas los likes, prueba con la versión Premium

No te asegura que encuentres pareja, pero sí que sigas entretenido mientras estás en el baño y haces caca. Por si también te interesa, esta versión permite que rescates a aquella persona que por error rechazaste.

8. Es posible que encuentres a algún fantasma

Desde el clásico tipo que está interesado en que le enseñes fotitos de tus pies o que alguna chica te rechace porque no eres Christian Grey.

Resultado de imagen de tinder gif

9. ¡Escándalo, es un escándalo!

También es posible (sobre todo en el caso de las chicas hetero) toparse con algún casado y que ese sea el marido o la pareja de una de tus amigas.

10. Puedes sufrir alguna crisis

Es posible que pierdas la esperanza en el mundo (de los ligues) si después de hora y media pasando perfiles no hay ninguno que te cuadre ni para tomar un café en el Bar Manolo.

11. ¡Tierra trágame! 

Te plantearás borrar tu perfil en el mismo momento que tu compañero de trabajo te confiese que ha visto tu foto… y te has pasado con el Photoshop.

12. Aunque cueste creerlo, hay gente interesante con la que tener una conversación aceptable, divertida e incluso excitante

El primer paso es romper el hielo con alguna frase ingeniosa. “Hola, ¿qué tal?” es demasiado soso y previsible. Pero bueno, si lo tuyo es resultar aburrido, pues adelante, al final lo que importa es que seas tú mismo. 

Imagen relacionada

13. Después de hacer match...

Y comprobar que además de atracción con esa persona, tienes feeling, sentirás un pinchancito en tu corazón al recordar que quizá está hablando con 12 personas más y que quizá le ponen más que tú. Recuerda que esto es Tinder y no existe ninguna opción sobre cómo usar un cinturón de castidad. Si de verdad te interesa, evita caer en conversaciones circulares y propón tomar un café. Es la única manera de salir de dudas y saber si lo vuestro va a alguna parte…

14. Puede ocurrir que hagas muchos matches y nadie te hable

Las razones pueden ser varias: mucha competencia, desinterés, timidez o falta de iniciativa para dar el primer paso. No te frustres si después de hacer match tienes que bloquear algún perfil: recuerda que nadie está obligado a complacer a nadie.

15. Cabe la posibilidad de que el día que quieras cerrarte Tinder no sea porque te aburre o te desagrada sino porque has encontrado a esa persona especial

En ese caso, ¡felicidades! En los tiempos del porno duro y el sexo sucio, ¡también nos encanta que triunfe el amor!