Esta App Evita Que Te Vuelvas Loco Porque Has Perdido Tus Llaves Otra Vez

Llegas tarde y ni siquiera has salido de tu piso. Te acercas a la puerta, pero ¿se te olvida algo? Repaso mental: móvil, cartera, llaves… Estupendo, no sabes dónde están tus llaves. Has comprado el típico cuenquito en el que dejarlas nada más entrar en casa, pero no hay manera; tú sigues dejándolas en los sitios más inhóspitos: en el sofá, en el baño, en los pantalones que te pusiste la semana pasada o incluso en la nevera. Porque sí, porque tú estás muy loco y qué es la vida sin emoción. Pues a partir de ahora puede que tengas que buscar otra excusa cuando llegues tarde, porque has encontrado la solución anti pérdidas: TrackR Bravo.

Se trata de un pequeño dispositivo redondo, un poco más grande que una moneda de 50 céntimos, que puedes enganchar a tus llaves a través de la anilla, como un llavero, meterlo en tu cartera o mochila, o pegarlo a algún sitio con la cinta de doble cara que trae. Gracias a este artilugio ya sabrás dónde están tus cosas en todo momento. Porque eres un desastre, reconócelo. 

El funcionamiento es aparentemente sencillo. Debes instalar la app gratuita correspondiente al aparato y emparejarlo con tu teléfono móvil; algo así como cuando te conectas a un nuevo dispositivo vía Bluetooth desde tu smartphone, porque, de hecho, funciona con este tipo de tecnología. La aplicación está disponible tanto para IOS como Android, y permite que se almacenen periódicamente las últimas posiciones donde ha estado el objeto al que tienes adherido tu TrackR.

Así que ya solo tendrás que abrir la app para tratar de averiguar dónde están tus llaves. En ella te aparecerá la última ubicación registrada y podrás saber si las dejaste en casa de tu ligue o si las llevabas en el bolsillo y te has pasado una hora buscándolas. Si no es el caso y tus llaves están en Cuenca, cuando estés lo suficientemente cerca, tienes la opción de hacer sonar la alarma. El dispositivo incorpora dos micro altavoces a través de los cuales emite un sonido que va en aumento hasta alcanzar los 85 decibelios. Magia. 

Di la verdad, estás pensando en pedirle 20 de estos a los Reyes Magos estas navidades. Pues espera un poco, que como en todo, hay una cara B. Para empezar solo puedes sincronizar hasta 10  localizadores desde la aplicación. Además, el funcionamiento del TrackR se basa en algo llamado Crowd GPS, algo así como un GPS colectivo o comunitario. Esta tecnología permite que el objeto controlado sea localizado por otros usuarios de la aplicación cuando pasan cerca del mismo. 

Este sistema entra en juego cuando el dispositivo está fuera del radio de acción de tu teléfono. Lo que permite es que otras personas que tengan instalada la app de TrackR y que sí estén cerca de él puedan registrar sus coordenadas en los servidores para actualizar su ubicación. Esto es tremendamente útil cuando, por ejemplo, lo has enganchado a tu bicicleta antes de que te la robaran. Pero hay un inconveniente: para que esta funcionalidad sea realmente eficaz debería haber una amplia comunidad usando la app y sobre todo, también dependerá de la densidad de usuarios de tu zona.

Sin embargo, los usuarios de TrackR en Amazon no parecen estar muy contentos con él. De hecho el producto no llega a las dos estrellas en la plataforma. Su precio, que va desde 29.95 euros, no está justificado para muchos. Las quejas más comunes son el corto alcance, la facilidad con la que se desincroniza el dispositivo del teléfono móvil y la poca exactitud de las ubicaciones. También lo desaconsejan para usarlo con mascotas, ya que la ubicación no se actualiza lo suficiente como para localizar a un animal que suele estar en movimiento.

Así que dependiendo de para qué lo quieras y de dónde vivas te resultará más útil o no. Si en tu caso lo que quieres es tener localizadas tus llaves o la bici en Madrid, puede que te convenga. Pero si te han perdido la maleta en el aeropuerto de Badajoz, por ejemplo… será mejor que cruces los dedos para que los operarios la encuentren. Suerte.