Los aeropuertos españoles deberán vender botellas de agua a 1 euro

Todos hemos sufrido alguna vez un pequeño infarto al acercarnos a una tienda o máquina expendedora de un aeropuerto y comprobar los abusivos precios de sus productos. Un problema que se vuelve especialmente grave cuando hablamos de productos de primera necesidad como el agua. De hecho, y según el Defensor del Pueblo, el precio de las botellas de agua es la principal queja de los usuarios sobre los aeropuertos españoles. Y Aena, el gestor aeroportuario español, ha decidido intervenir y limitar el precio máximo de las botellas de agua a un euro.

De esta forma, y basándose en las recomendaciones del Consejo Internacional de Aeropuertos, Aena lleva un pasito más allá las sugerencias del Defensor del Pueblo, que hablaba de fijar el precio máximo en 1,60 euros. Desde este momento, las tiendas que liciten a concurso para adquirir espacios en los aeropuertos españoles estarán obligadas a vender botellas de agua de 33 centilitros a un euro, mientras que el 50% de las botellas de agua de las máquinas expendedoras deberán ser de 50 centilitros y costar también un euro.

Pero no es la única medida que Aena pondrá en marcha en la totalidad de los aeropuertos españoles con el objetivo de frenar el abuso comercial del agua. El gestor aeroportuario también se ha comprometido a instalar más fuentes de agua potable y gratuita en los aeropuertos. Una iniciativa que, si fuera acompañada por envases reutilizables, proporcionaría una alternativa más económica y ecológica a los viajeros que la compra de botellas de plástico.

La otra gran protesta de los consumidores, según el Defensor del Pueblo, es la pérdida de espacio público. El organismo público se ha quejado de los aeropuertos españoles por "obligar a los pasajeros a transitar los aeropuertos por el interior de establecimientos comerciales". De momento, Aena no se ha pronunciado sobre esto. Pero al menos ya no llorarás de pena al acercarte a una máquina expendedora y ver el precio de una simple botella de agua.