Grimbergen, El Sabor De Una Generación Milenial

Grimbergen es una cerveza llena de historia y tradición que se caracteriza por un sabor especial y diferente en cada una de sus variedades. Sabemos que no es lo mismo vivirlo que contarlo, pero el equipo de Código Nuevo ha estado en el evento que ha organizado Grimbergen España y dinamizado con el hastag #RenacerDeGrimbergen para transmitir la explosión de sentidos a los que nos sometimos.

En dicho evento unos monjes belgas, que forman parte de la abadía donde se elabora la cerveza, explicaron el origen y la evolución de Grimbergen. Todo ello acompañado de una cata de cervezas y suculentos canapés para un maridaje perfecto siguiendo las pautas de un sommelier.

Pero para entender Grimberger primero hay que conocer su historia. ¿Sabías que esta cerveza milenaria se elabora en una abadía a apenas 20 kilómetros de Bruselas? ¿Y que dicha edificación se arrasó hasta en tres ocasiones pero siempre resurgió? Las guerras, el fuego o los robos han sido sus principales enemigos, pero la comunidad siempre ha sabido florecer con más energía que nunca. De ahí su lema: El Renacer del sabor, porque Grimbergen rompe la rutina diaria, enciende los sentidos y aviva la imaginación a través de experiencias que te hacen sentir completamente vivo, como si renacieras. Y esto también explica que se tomara al fénix como su emblema, todo un símbolo del renacimiento físico y espiritual, así como del resurgir eterno.

La cerveza de entonces no tiene nada que ver con la actual, la evolución la ha mejorado enormemente. Pero siglos atrás Grimbergen también destacaba frente a otras muchas cervezas de la época, ¿por qué? Es sencillo; la Iglesia no tenía que pagar los impuestos que el pueblo llano sí, de modo que podía permitirse comprar ingredientes de mejor calidad y plasmarlo así en el producto final.

¿Y cómo debe consumirse una cerveza? Grimbergen ha dado algunos trucos variados. Por ejemplo, no debe estar demasiado fría, porque una temperatura muy baja mata el auténtico sabor, y hay que enjuagar el vaso antes de servirla. Además, se recomienda probarla al menos dos veces antes de dar una valoración. Y si creías que acompañar una bebida con alimentos solo pegaba con el vino, ¡te equivocas! Una buena cerveza se puede maridar a la perfección si se escogen los sabores adecuados. Dulce, salado, picante... La explosión de sabores que te brinda la cerveza nunca será igual antes que después de comer.

Durante la cata pudimos probar tres tipos de cervezas:

Grimbergen Double-Ambree

Una cerveza con doble fermentación muy aromática, donde se fusiona una mezcla perfecta entre el amargor y el sabor de la malta y el regaliz. Tiene una graduación del 6,7% y genera una espuma densa con un color crema/café único.


Grimbergen Blonde

Una cerveza suave con matices complejos, así como sabores a fruta madura y notas de clavo. El aroma es intenso y deja un sabor agridulce en el paladar. Su graduación es del 6,5% y cuenta con una espuma densa y persistente.


Grimbergen Blanche

Una cerveza con aromas cítricos que incluso tiene un ligero toque a plátano para enamorar al olfato. El sabor mantiene notas ácidas a la par que afrutadas. Tiene una graduación del 6% y una espuma suave y burbujeante.

Grimbergen destaca por sus matices y cuyo renacer de sabor la diferencia de manera selecta frente a las demás cervezas. Así que, tras esta gran experiencia única y especial que ha avivado nuestros sentidos y ha dado un capricho a nuestro paladar, todo lo que nos queda por decir es: ¡Chín-chín y salud!

Post patrocinado de Código Nuevo para Grimbergen