Todas Las Fronteras Del Mundo Deberían Ser Así De Pacíficas Y De Bellas

A la luz de los conflictos globales actuales y el empuje de las fronteras más estrictas a lo largo de Europa, el fotógrafo con sede en Holanda, Valerio Vincenzo, ha hecho brillar una luz de esperanza en más de un aspecto, inspirando a la sociedad a través de un proyecto titulado Borderline, Frontiers of Peace, donde retrata las fronteras pacíficas en Europa.

Las líneas que la naturaleza no ve

La serie explora el cambio radical que ha ocurrido en la última década, tras la firma del Acuerdo de Schengen en 1985. Este contrato simbolizó un paso gigante hacia la unificación progresiva de Europa a través de la perpetuación de las fronteras pacíficas, abiertas. 26 países que se pusieron de acuerdo para abolir los pasaportes y el control aduanero de sus fronteras compartidas. Con este acuerdo de movilidad entre los países europeos, las fronteras han sido borradas lentamente, y más de 16,500 kilómetros entre naciones vecinas han regresado a sus orígenes naturales. 

fronteras pacíficas+código-nuevo-milenials

El fotógrafo Valerio Vincenzo decidió fotografiar este cambio en su serie, con la ayuda de un GPS y mapas detallados. Realizó muchos viajes a estos límites olvidados, con la intención de capturar el espíritu de estos cruces ahora pacíficos. Y aunque algunas imágenes se han tomado a miles de kilómetros de distancia de otras, lo cierto es que todas ellas proporcionan un aire natural, lejano al estereotipo que solemos asociar con la noción de frontera.

A fin de cuentas, ¿qué es una frontera?

Este es sin duda un proyecto especialmente conmovedor hoy en día, cuando por otro lado se lucha con la crisis de los inmigrantes. Debido a la crisis de inmigración actual en la Unión Europea, se ha instado a los Estados a volver a imponer controles fronterizos temporales. Y no deja de resultar curioso que tan solo en 2012, la Unión Europea ganase el premio Nobel de la Paz porque durante más de seis décadas había contribuido a la promoción de la paz y la reconciliación, la democracia y los derechos humanos en Europa. ¿Es posible que todas esas buenas acciones se nos estén quedando obsoletas en tan poco tiempo?

fronteras pacíficas+código-nuevo-milenials

En la vida, ponemos distintos tipos de muros para separarnos de los demás. Nos asusta poner en peligro nuestro statu quo. Dibujamos líneas para mantener a las personas, los lugares y las cosas separadas de nosotros por temor a que nos afecte negativamente abrirnos. Compartir. Y cuando las líneas se cruzan, de pronto nuestro mundo se ve inmerso en el caos.

fronteras pacíficas+código-nuevo-milenials

Las fronteras las dibujamos nosotros, en un sentido abstracto, y en sentido literal. A partir de las cercas construidas alrededor de nuestras casas, a los pueblos, ciudades, estados y países. Son líneas divisorias, que nos enfrentan a la confusión, el juicio, y la incomprensión. Por eso ver estas líneas abiertas, nos recuerdan de algún modo, lo ilusorio de estas. Nos recuerdan que casi todos somos descendientes de algún inmigrante, que de hecho, todos fuimos nómadas alguna vez, cuando el mundo era de todos, y nadie se había olvidado del derecho básico a la libertad.

fronteras pacíficas+código-nuevo-milenials

fronteras pacíficas+código-nuevo-milenials

fronteras pacíficas+código-nuevo-milenials

fronteras pacíficas+código-nuevo-milenials

fronteras pacíficas+código-nuevo-milenials
fronteras pacíficas+código-nuevo-milenials | ValerioVINCENZO_hanslucas.com
fronteras pacíficas+código-nuevo-milenials | ValerioVINCENZO_hanslucas.com
fronteras pacíficas+código-nuevo-milenials | ValerioVINCENZO_hanslucas.com
fronteras pacíficas+código-nuevo-milenials
fronteras pacíficas+código-nuevo-milenials | ValerioVINCENZO_hanslucas.com
fronteras pacíficas+código-nuevo-milenials
fronteras pacíficas+código-nuevo-milenials